Valcárcel reivindica la europeidad de Ceuta y Melilla «porque son regiones españolas como las que más»

El presidente de la Comunidad Autónoma de Murcia, Ramón Luis Valcárcel, ha reivindicado este lunes la europeidad de Ceuta y de Melilla «porque son regiones españolas como las que más» y asegura que defenderá sus derechos e intereses en el Comité de las Regiones de la Unión Europea.

Valcárcel realizó estas declaraciones durante los actos conmemorativos del XXXII aniversario de la Carta Magna que se celebran en Melilla, en los que estuvo acompañado por el presidente de la Ciudad Autónoma, Juan José Imbroda, según informaron fuentes del Gobierno regional en un comunicado.

El jefe del Ejecutivo murciano señaló que «Melilla, y también la ciudad de Ceuta, son regiones españolas como las que más, y como las que más, deben tener ese reconocimiento formal -como comunidades autónomas- y un trato similar al resto, lo que incluye su reconocimiento como lo que son: regiones europeas integradas en la estructura de la Unión Europea»

En este sentido, Valcárcel ratificó su expreso compromiso «con todos los melillenses para defender sus derechos e intereses en el Comité de las Regiones», institución de la que, en la actualidad, ejerce el cargo de vicepresidente primero y que, por acuerdo de los principales grupos políticos, presidirá a partir de 2012.

Valcárcel afirmó que la aprobación de la Constitución Española de 1978, no sólo «permitió configurar un Estado más fuerte, más participativo y plural», sino que, además, «posibilitó a todos los españoles la capacidad de implicarse en el esfuerzo de construir una España mejor».

El presidente murciano ensalzó la Constitución Española por ser «una norma nacida del consenso y del empeño de todos, que configuró nuevas instituciones, impulsó la renovación de la estructura del Estado y creó un marco autonómico para su desarrollo, con una Administración descentralizada, más cercana y participativa».

Asimismo, reivindicó que «todos los españoles somos iguales ante la ley, vivamos donde vivamos, pensemos como pensemos, votemos a quien votemos». Por ello, remarcó que «la Constitución exige que los principios generales que recoge se apliquen por igual, lo que implica que no exista un trato diferente en cuestiones como la financiación o las infraestructuras, pero, sobre todo, en que no se configuren regiones de primera o segunda categoría».

LEALTAD ENTRE LAS DISTINTAS ADMINISTRACIONES

Igualmente, destacó que «no podemos concebir el progreso de España si no es a partir de la igualdad, de la colaboración entre las distintas Administraciones desde la lealtad y desde la firmeza en la defensa de los principios básicos e irrenunciables que nos marca la Constitución».

Para hacer realidad esos objetivos, el jefe del Ejecutivo murciano abogó por «fomentar la cohesión territorial, evitando las tensiones», así como por trabajar unidos en la superación de los duros momentos de crisis económica que padecemos, y transmitir así una mayor sensación de fortaleza de España hacia el exterior».

Una tarea colectiva que ha de realizarse, según Valcárcel, «desde la tolerancia y la generosidad, desde la más absoluta firmeza en la defensa de los derechos de todos y en la de aquellos valores y principios irrenunciables en cualquier punto de nuestra nación, como muy bien sabéis en esta ciudad de Melilla, profundamente leal a la Constitución, profundamente española».

«La España constitucional», abundó, «precisaba, por tanto, de una colaboración fluida y eficaz entre las distintas administraciones, basada ante todo en el respeto al ordenamiento jurídico y la lealtad entre las instituciones».

Una lealtad, precisó, que «no ha de limitarse a las cuestiones formales, sino que debe constituir la piedra angular en las relaciones entre municipios, comunidades autónomas y el Gobierno del Estado». Debe ser una cooperación «leal, abierta, sincera y en la que siempre los intereses generales primen sobre los aspectos particulares o partidarios», apuntó el presidente murciano.

Valcárcel concluyó su intervención en Melilla agradeciendo la invitación realizada por su presidente, Juan José Imbroda, a participar en este acto de «reafirmación de valores constitucionales y de la unidad de la patria, que no es otra, nada más y nada menos, que España».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído