«Lamentablemente, y digo lamentablemente, el próximo gobierno va a ser del PP»

El problema de construir frases demasiado largas, en las que se encadenan oraciones y el uso de nexos permite conjugar diferentes ideas, sin reparar en que muchas veces resulta complicada su interpretación, a no ser que uno tenga la virtud de explicarse demasiado bien, de cara a un oyente que no siempre está atento a lo que le dicen,  puede acabar en una gran catástrofe oratoria …

Lea el artículo completo en www.publico.es

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído