‘Así salvamos a Gabrielle Giffords’

Tan sólo una de cada diez personas que recibe un balazo en la cabeza llega a vivir para contarlo. El doctor Peter Rhee tuvo la certeza de que la congresista Gabrielle Giffords, herida gravemente en el tiroteo de Tucson, sería una de ellas: “Si ha llegado viva, la puedo mantener viva” … La determinación y la experiencia del doctor Rhee, fogueado como médico militar en Irak y Afganistán, fueron decisivas para marcar la suerte de Giffords, que al cabo de tres semanas ha iniciado ya la rehabilitación y se recupera “a la velocidad de la luz” en un hospital de Houston …

Lea el artículo completo en www.elmundo.es

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído