23-F. Zapatero y Rajoy comparten los escaños del Gobierno mientras Bono les exhorta a llevarse «lo mejor posible»

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y el líder de la oposición, Mariano Rajoy, compartieron esta tarde los escaños del Congreso de los Diputados reservados a los miembros del Ejecutivo mientras recordaban el intento de golpe de Estado de hace exactamente treinta años.

Ambos estaban sentados en la franja central de la bancada azul, separados por el escaño que había dejado libre el presidente de la Cámara, José Bono, para pronunciar su discurso desde la tribuna, en el que exhortó a los actuales parlamentarios a llevarse �lo mejor posible�.

El hemiciclo estaba repleto de diputados, y de quienes lo eran en aquella primera legislatura, en el momento en el que se celebraba la sesión de investidura de Leopoldo Calvo-Sotelo.

Ante ellos, Bono evocó el afecto y la solidaridad que presidió las relaciones entre los diputados durante las horas que duró el intento de golpe de Estado, después de las cuales los ataques �inmisericordes y despiadados� no cabían entre ellos, y pidió que no transcurran otros treinta años antes de aplicar la �benéfica� lección de llevarse �lo mejor posible�.

Además de Rodríguez Zapatero y Rajoy, en los bancos del Gobierno estaban los ponentes constitucionales Miquel Roca y Manuel Fraga, y los portavoces de aquel momento, entre ellos Santiago Carrillo, sentado junto al actual presidente fundador del PP.

Ocupaban también la primera fila de escaños los miembros de la Mesa del Congreso y el secretario general de la Cámara, y como entonces, público, periodistas y trabajadores del Congreso en las tribunas y en los accesos.

En varias ocasiones, mientras escuchaban las anécdotas recordadas por Bono, el presidente del Gobierno y el líder de la oposición intercambiaron comentarios salvando el escaño que les separaba.

Concluida la intervención de Bono, todos atravesaron el salón de pasos perdidos para salir por la Puerta de los Leones a la escalera principal de la Carrera de San Jerónimo para colocarse en una imagen para la posteridad.

En esa imagen, de nuevo en el centro, José Bono flanqueado por José Luis Rodríguez Zapatero y Mariano Rajoy, y a ambos lados y por detrás, los demás protagonistas del 23 de febrero de 1981.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído