Fabra veta a los ciudadanos en su aeropuerto «para personas»

Un apabullante dispositivo de seguridad protegió durante el fin de semana el nuevo aeropuerto de Castellón. El objetivo: evitar la fiesta rave que se había convocado en Facebook para protestar por esta infraestructura, que ha costado 140 millones de euros y se inauguró el 25 de marzo –en plena precampaña electoral– sin tener todavía el permiso del Ministerio de Fomento para operar …

Lea el artículo completo en www.publico.es

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído