Tormenta de goles para África a cargo de Zidane

Todos los veteranos suspiraban: «La cabeza quiere jugar, pero las piernas no responden». Pero ayer, sobre el césped del Bernabéu, un futbolista desafiaba las leyes de la naturaleza … Los futbolistas de ambos equipos rememoraron la esencia de este Clásico europeo nada más empezar. Augenthaler protestó a Megía Dávila, el primero de los tres penaltis que pitó a favor de los blancos (minuto 10), como si le fuera la vida en ello …

Lea el artículo completo en www.as.com

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído