«¡El conductor ni se paró!»

Apenas 24 horas después de convertirse en primera página del Tour muy a su pesar, Juan Antonio Flecha se mira las piernas, hinchadas por la inflamación, las rodillas vendadas, y suspira con pesar. «¡Con lo fino que había venido!», dice el primer ciclista que se recuerde al que un coche acreditado del Tour atropella durante una etapa …

Lea el artículo completo en www.elpais.es

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído