En sus editoriales se acusan de perder la objetividad

Corriere della Sera y La Repubblica se ensarzan en una guerra

El rifirrafe empezó cuando Berlusconi coartó la libertad de prensa

No sucedía algo así en los medios de comunicación desde los años 70, los del terrorismo político, afirma el analista Marco Travaglio

Las páginas de opinión del ‘Corriere‘ y ‘La Repubblica‘ se han convertido en testigos del cruce de acusaciones entre ambos tras los ataques de Berlusconi a la libertad de prensa.

Desde principios del mes de octubre, después de la manifestación por la libertad de la prensa en Italia, un nuevo terremoto agita el periodismo italiano, según recoge El Mundo.

El jefe de Gobierno, Silvio Berlusconi, atacó al ‘Corriere della Sera’ a principios de mes:

«Ya no es el folio conservador de la nueva burguesía italiana, sino que se ha convertido en un folio de izquierda».

SE DEFIENDEN

La defensa del director del ‘Corriere‘, Ferruccio de Bortoli, ha enfadado al fundador y ahora editorialista de ‘La Repubblica‘, Eugenio Scalfari.

El ‘Corsera’ se defiende de la acusación de Berlusconi:

«Nosotros respetamos a la jefatura política y social del Cavaliere, y lo escribimos, pero al mismo tiempo criticamos sus excesos».

«El periódico nunca ha participado en las guerras mediáticas, distanciándose de las manifestaciones multitudinarias para reivindicar la libertad de expresión»

La declaración no gustó nada en ‘La Repubblica‘, que interpretó estas palabras como una concesión del periódico hacia el Gobierno.

RIFI RAFE DE OPINIÓN

En su editorial, que lleva el título de «Il caimano si prepara per l’ultima spallata», Scalfari destaca:

«Te refieres a nosotros como sectarios para mendigar la aprobación del Cavaliere, eso no me lo esperaba».

De Bortoli también se siente herido y engañado:

«Se han manipulado mis palabras». Y denuncia: «La verdad es que Scalfari está picado porque no participamos en la manifestación, por eso el otro día no escribió ni una línea sobre el ataque sufrido por el Corriere«.

La nueva contestación de Scalfari fue inmediata. Citando la obra ‘I promessi sposi’ (‘Los novios’), de Alessandro Manzoni, comparaba a De Bortoli con Don Abbondio:

«No puede actuar con coraje quien no tenga coraje». Y lamenta la ceguera del ‘Corriere’ respecto a la prensa internacional, que «realmente se entera de lo que pasa a Italia».

¿TERRORISMO POLÍTICO?

Los dos diarios llevaban mucho tiempo sin enfrentarse. El analista político Marco Travaglio, de ‘Annozero’, uno de los programas de información televisiva más seguidos, afirma:

 «No sucedía algo así desde los años 70, los del terrorismo político. Según Travaglio, «hoy en día es como en la época de la logia masónica P2: si De Bortoli no se mantiene entre los límites que Berlusconi decide, pronto tendrá que marcharse».

También Giampaolo Pansa, firma histórica del periodismo italiano, sugiere una vuelta a los 70:

«Soy lo suficientemente viejo para notar las señales y si empieza la guerra entre los periódicos, si se acusan recíprocamente de falsedad, significa la vuelta a una fase peligrosa de nuestra historia».

DOS VERSIONES ENFRENTADAS

La cuestión ‘Corriere’-‘Repubblica’ está abierta todavía. Es más un conflicto entre dos distintas visiones del periodismo.

Scalfari afirma:

«Somos verdaderos liberales, no tenemos perjuicios sino que vemos la deriva que amenaza a Italia», y además «los periodistas somos guardias del público interés y deberíamos crear un enlace entre nosotros con contraseñas y respuestas».

De Bortoli señala:

«La nobleza de la profesión está en ponerse al servicio de los lectores sin tomar una bandera política. Debemos dar los hechos separados de los comentarios, porque como decía Luigi Einaudi, los ciudadanos tienen el derecho de conocer para deliberar».

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído