Consideran que la vicepresidenta usa altas instituciones del Estado para un tema personal

‘Época’ rechaza la legitimación de la Fiscalía en el «caso De la Vega»

Desveló que su empadronamiento en Beneixida fue ilegal

Epoca desveló en su reportaje que De la Vega se empadronó fuera de plazo

El director de ‘Época’, y ahora también de ‘La Gaceta’, Carlos Dávila, y la que fuera subdirectora Maite Alfageme, actualmente directora adjunta del mismo diario, se han acogido esta mañana ante el titular del Juzgado de Instrucción n. 29 de Madrid a su derecho a no declarar, conforme al artículo 24 de la Constitución Española.

Ambos están acusados por la vicepresidenta María Teresa Fernández de la Vega de un presunto delito de injurias y calumnias, por haber publicado en la revista ‘Epoca’ que su empadronamiento en la localidad valenciana de Beneixida se produjo de manera irregular.

«USAR LAS INSTITUCIONES PARA ALGO PERSONAL»

Los periodistas y sus abogados han alegado en sede judicial que «la vicepresidenta está usando Instituciones del Estado, como la Abogacía y la Fiscalía General del Estado, para un asunto que es personal y se refiere a su empadronamiento como ciudadana en Beneixida cara a las elecciones generales de 2008».

Epoca desveló en su reportaje que De la Vega se empadronó fuera de plazo, cuando ya era tarde para poder votar en Beneixida, de acuerdo con la legislación electoral entonces vigente.

El número de hoy de ‘La Gaceta’ explica todas las circunstancias del caso, e informa además que la Audiencia Provincial de Madrid ha dado la razón al vicesecretario de Comunicación del Partido Popular y diputado, Esteban González Pons, al considerar irregular el empadronamiento de la vicepresidenta Fernández de la Vega, confirmando de este modo el fallo del Juzgado n. 63 de Madrid.

Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído