Jesús Mariñas pelotea a la esposa del presidente del Congreso

Los Bono, entre la amnesia y el peloteo, y «colocaciones Zapatero»

Los Bono, entre la amnesia y el peloteo, y "colocaciones Zapatero"
José Bono.

Después de casi dos meses siguiendo a los Bono, y tras la irrupción de la matriarca del clan con declaraciones en los medios, este Trasgo llega a una conclusión: nos toman por imbéciles. No sólo aquí, a los de LA GACETA, sino, en general, a todo el personal. Hay una evidente actitud de pensar que sus interlocutores, independientemente del pelaje, son retrasados o algo por el estilo. Que no tienen memoria. Uno incluso iría un poco más lejos y diría que los Bono acostumbran a pensarse que sus amnesias no son conocidas por los demás.

Tal vez se piensen que todos somos como Jesús Mariñas, que ayer martes peloteaba a la señora del presidente del Congreso en La Razón. En la última del periódico ‘planetario’, del mismo propietario que aquel que le ha bien remunerado las memorias a su marido Pepe, Ana Rodríguez sacaba a relucir su chulería: “La verdad es que no tengo que justificar ninguno de mis ingresos”. Eso sí, todo dicho con una sonrisa que “no la pierde ante la que están montando”, según el veterano cronista rosa. Aseguraba la esposa de Bono, cuando le mentaban a Federico Jiménez Losantos: “No lo oímos” y “pierde el tiempo”. Respuesta curiosa dentro de su argumentario. Porque no se engañen: los Bono tienen su propio argumentario en este asunto, que mantienen contra viento y marea. En ocasiones, más marea que viento. Lo sorprendente es que para no atender lo que digan ciertos medios sí que levantan bastante el teléfono para vender sus réplicas. Que a estas alturas ya no se cree casi nadie.

SIGUEN LOS PISOS

¿Cómo confiar en un tipo que le vendió mercancía informativa averiada incluso a Pedro J., con el que mantenía una estrecha relación? No es de fiar Bono, el ‘Rey Midas’ de Salobre. De momento, ya le han pillado en otra más: los dos pisos -con dos plazas de garaje- de la madrileña calle Almirante Francisco Moreno no están a nombre de su hija Ana, la ex apoderada de la empresa del ‘tito Rafael’ Santamaría. En realidad, una de las viviendas y otra de las plazas están registradas a nombre de la empresa familiar, Ahorros Familiares Saja, según contaba Juan Luis Galiacho en Extraconfidencial.com donde añadía lo siguiente: “Se da el hecho de que viviendo Ana Bono en este inmueble, la comunidad de vecinos recibió la llamada del propio José Bono en calidad de presidente del Congreso. La tercera autoridad del Estado, nada más y nada menos, quería que se cambiaran los estatutos de la comunidad de vecinos para que se retirara un aparato de aire acondicionado que molestaba a su hija”. A uno esto le recuerda a aquel eslogan del padre Peyton, “Familia que reza unida, permanece unida”, que en el caso de los Bono sería algo así como “Familia que compra pisos unida, permanece unida”.

EL PSM, NI CON MILAGROS

En las páginas de El País, el miembro del clan felipista de RTVE Fernando Delgado se lamentaba de que Madrid, Comunidad y Ayuntamiento, esté perdido para el socialismo. Amargado, Delgado afirmaba: “El que se convenza de que, vote lo que vote, gobiernan los mercados financieros, no se llama a engaño por más que lo tilden de demagogo”. “Y a lo mejor eso es lo que decide al PSM a no sacrificar por ahora a sus más glamourosos notables en unas elecciones perdidas”, concluía. El que no se consuela es porque no quiere.

MONTERO Y LOS ‘ANTROPÓFAGOS’

En el mismo diario, Rosa Montero se apeaba un tanto del discurso propagandístico oficial sobre Baltasar Garzón de la ‘zurda’ mediática. “No es una pelea por el franquismo, sino por otras cosas: por el poder real aquí y ahora, por la manipulación de la judicatura, por los hilos subterráneos de la política. […] Y se diría que Garzón […] ha chapoteado también en esos lodos”, proseguía, acusando a los “antropófagos” que “quieren hacernos creer que la derecha de hoy es la de 1939 o que los de izquierdas queman iglesias”. Al final se le iba algo la pinza, al pedir: “Arrumbemos la Ley de Amnistía, que en su momento sirvió pero que hoy es un lastre, e investiguemos de verdad lo que sucedió en uno y otro bando”. El problema es que si arrumbamos la Ley de Amnistía, igual unos cuantos de Prisa, con Juan Luis Cebrián y su padre a la cabeza, tendrían que sentarse en el banquillo.

Por cierto, el ‘nuevo periodismo’ de El País sigue siendo sorprendente: fotografía de Rafael Vera y Mariano Rajoy estrechándose la mano en “un acto celebrado ayer en Madrid”. Ya no es que la imagen ilustrase una noticia que no tenía nada que ver con el acto –era sobre el ‘espionaje’ madrileño– sino que además se ocultaba qué acto era. ¿Dónde ha quedado el quién, cómo, dónde, etc. básico del periodismo? ¡Ah, claro, que era la entrega del premio de Intereconomía a Álvaro Uribe, presidente de Colombia! Acabáramos… Qué cosas tiene el suavecito de Javier Moreno, capataz mayor de Cebrián en ese diario.

SOPENA, NERVIOSO

Otro que anda en su ‘mundo de Yupi’ es el director del unilateral digital El Plural. Para muestra, un párrafo: “Es la hora de respaldar, desde posiciones progresistas, a Zapatero. Por algo será que desde Aznar a Rajoy –pasando por toda su comparsa montaraz– disparan sus cañones contra Zapatero. Lo hacen porque si el presidente socialista cayera en este trance, Rajoy entraría en Moncloa como un torbellino. Hay que impedir –democráticamente– el triunfo de la derecha extrema. Luego, si no, vendrá el llanto y el gemir de dientes”. ¡Toma! ¿Los dientes gimen? ¿Cantan fados con tristeza? ¿No será que rechinan? De todas formas, si Sopena dice que es hora de respaldar al de La Moncloa, es que las cosas deben ir muy mal. Al fin y al cabo, él lleva seis años de adhesión inquebrantable. Nadie lanza un ‘mayday’ si no se está hundiendo.

EL DE LA TÓMBOLA

¿Qué diría el comisario mediático Sopena si una frase que señalase que “a la mayoría nos parezca que a este hombre [por Zapatero] le han dado el carné de conducir en una tómbola”? Pues lo más seguro es que acusase de ‘cavernario’ al autor. Aunque en este caso lo llevaría mal. Porque el autor es Juan Carlos Escudier y aparecía en las páginas de Público. Donde, a todo esto, se daba cabida a la defensa férrea de Cristina Fernández, ‘lady Botox’, acompañada de su marido, el del pilla-pilla, y de Baltasar Garzón. Y eso lo dice una prójima que en su país carga contra los jueces que investigan sus trapacerías y a la que ciertas encuestas han señalado como la responsable del Gobierno más corrupto de la historia de Argentina.

COLOCACIONES ZAPATERO

Aquí todavía no hemos llegado a esos extremos, pero la agencia de colocaciones funciona a todo trapo por lo que se ve. Anda revolucionando Internet la noticia de que a José Miguel Vidal Zapatero, probablemente el asesor más influyente de La Moncloa y primo de su ocupante, lo han metido de clavo en el Consejo de Administración de la agencia estatal Efe. La misma que está que arde gracias a la gestión –por llamarlo de alguna manera– de Álex Grijelmo, de profesión encantado de conocerse a sí mismo y, además, presidente de la misma, que propone recortes de salario y plantilla.

Y pensar que creíamos que los asuntos de primos se habían extinguido desde lo de los Albertos.

Originalemente publicado en La Gaceta.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Lo más leído