LA CLAVE DEL DÍA

El Mundo y La Vanguardia compran el discurso de la izquierda y hablan de «bloqueo» en Cuba

El País y La Razón cargan la responsabilidad del restablecimiento de las relaciones diplomáticos en los republicanos del Congreso

ABC mantiene la prudencia y recuerda que Cuba es una dictadura comunista de los hermanos Castro

La mayoría de los cubanos malvive desde hace décadas bajo un régimen despótico dirigido por la familia Castro; no se puede salir del país sin permiso; y el socialismo ha arruinado la economía cubana, pese a las ayudas primero de la URSS (hasta 1989) y después (desde 1999) de Venezuela. Sin embargo, el castrismo ha obtenido la victoria en la propaganda.

El calificativo de bloqueo al embargo comercial aplicado por EEUU desde 1962 (presidencia del demócrata J. Kennedy) lo ha aceptado no sólo la izquierda española, que se olvida de sus escrupulos democráticos cuando se trata de Cuba, sino amplios sectores de la derecha.

El Mundo y La Vanguardia emplean la palabra bloqueo en sus editoriales; el periódico catalan titula el suyo ‘El fin del bloqueo en Cuba’. Y El País y La Razón cargan la responsabilidad de cualquier tropiezo en el restablecimiento de las relaciones diplomáticas y comerciales en la actitud de la mayoría republicana en el Congreso de EEUU.

El único periódico que no queda deslumbrado por el anuncio de Barack Obama y Raúl Castro es ABC.

ABC

Cuba sigue siendo una dictadura donde no se permiten el pluralismo político ni las libertades individuales y, en cierto modo, esta decisión constituye una recompensa inmerecida para el castrismo. Liberar un preso estadounidense (o mejor, canjearlo por espías cubanos encarcelados en EE.UU.) no resuelve la situación de los miles de cubanos que se pudren en las penitenciarías del régimen, condenados por exigir derechos mínimos para el ser humano.

Para Washington, sin embargo, el capítulo más delicado -y muy impopular- será aplicarlo a la política migratoria. La «Ley de Ajuste Cubano», que concede privilegios migratorios a los que huyen de la dictadura, no podrá mantenerse sin reformas.

EL MUNDO

Muchos exiliados considerarán esta decisión como una traición, pero la determinación mostrada por Obama es la respuesta que esperaba la comunidad internacional, que ha celebrado el fin de un bloqueo innecesario, ineficaz e injusto para los cubanos.

LA VANGUARDIA

El giro dado ahora por EE.UU. en su política con respecto a Cuba supone una más que notable disminución de los efectos del bloqueo, puesto que colaborará con La Habana en diversos ámbitos, como son las comunicaciones y la información, la emigración, la lucha contra el terrorismo, proyectos humanitarios, de investigación, de educación, sanitarios y determinadas transacciones comerciales entre ambos países o con el extranjero que hasta ahora estaban prohibidas.

EL PAÍS

La puerta se ha abierto; arranca ahora un recorrido de resultados inciertos. El levantamiento del embargo, por ejemplo, necesita de un voto en el Congreso de EE UU, en el que la oposición republicana es mayoritaria.

LA RAZÓN

La iniciativa de Obama requiere de la aprobación del Congreso, con mayoría republicana, para desenredar un complejo entramado de leyes, aunque cuenta con amplio apoyo por parte de la Unión Europea y, de manera especial del Gobierno español que, por razones históricas y culturales, debe jugar un papel importante en este nuevo periodo.

OFERTAS ORO

¡¡¡ DESCUENTOS ENTRE EL 41 Y EL 50% !!!

Una amplia variedad de las mejores ofertas de nuestra selección de tiendas online

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Pedro F. Barbadillo

Es un intelectual que desde siempre ha querido formar parte del mundo de la comunicación y a él ha dedicado su vida profesional y parte de su vida privada.

Lo más leído