EL COLUMNISTA SE QUEJÓ PORQUE EL DE VOX LE LLAMÓ "COMUNISTA"

Tertsch responde a los ataques de De Prada en su columna: «Yo no te odio, gorditonto. Te desprecio»

"El pobre Tertsch empezó a calumniarme hace ya más de veinte años, cuando daba lecciones de progresismo fetén en El País"

Tertsch responde a los ataques de De Prada en su columna: "Yo no te odio, gorditonto. Te desprecio"

Hermann Tertsch, eurodiputado de VOX, y José Manuel De Prada, escritor y columnista de XL Semanal, se las han tenido tiesas durante el fin de semana del 12 y 13 de septiembre de 2020.

De Prada ha dedicado su última columna, titulada ‘El Oro de Moscú’, al político de VOX, «un pobre hombre llamado Hermann Tertsch».

De Prada: «Todo lo que dice el pobre Tertsch tiene un fondo zafio, carroñero y tarugo»

La columna del escritor zamorano no ahorra epítetos contra el antiguo columnista de ABC

Ciertamente, en todo lo que dice el pobre Tertsch hay un fondo zafio, estridente, carroñero y tarugo; pero sus calumnias son tan rocambolescas que me despiertan la misma ternura que los perrillos pulgosos y las viejas suripantas con varices

Dice que lo suyo contra él empezó hace ya más de veinte años, desde las páginas de El País:

El pobre Tertsch empezó a calumniarme hace ya más de veinte años, cuando daba lecciones de progresismo fetén en El País; y siguió calumniándome mientras estampaba gargajos fachoides en ABC, con el beneplácito gustoso de la dirección del periódico, que así quebrantó su tradición centenaria, siempre vigilante de que sus colaboradores no se injuriasen.

Por supuesto, esta conmovedora perseverancia la mantiene también el pobre Tertsch ahora que le han puesto un pisito en Bruselas los mozos de Vox, entre quienes sus conmovedores desafueros, su deliciosa toxicidad y sabroso energumenismo no desentonan demasiado. Lo más divertido es que yo jamás he tratado ni leído a este pobre hombre, pues su prosa patatera me produce vahídos.

Cree De Prada que sus últimas críticas al capitalismo están detrás de que Tertsch le haya acusado de estar al servicio de Putin:

«Pocas calumnias del pobre Tertsch me ponen tan palote como que me caracterice como comunista; aunque, desde luego, me pone todavía más que me acuse de cobrar de Putin.»

Tertsch no se calla: «Yo no te odio, atormentado narcisito gorditonto. Te desprecio»

Con una columna exclusivamente dedicada a su persona, era complicado imaginar que el fiero eurodiputado de VOX fuese a permanecer callado:

¡Caramba con Juan Manuel de Prada! ¡Cuánto insulto de viscosa mano de trucha, cuánto rencor acumulado de alma deforme me llega! Dice que yo le odio, pero él se desparrama en un pringoso berrinche de babas y bilis. Yo no te odio, atormentado narcisito gorditonto. Te desprecio.

El político dice que no ha llamado nunca «comunista» al aludido: «Desde luego trata a sus lectores como gilipollas. También al XLSemanal que se cubre de gloria. Pretender que se crean yo le he llamado comunista. Le habré llamado monaguillo rijoso o falsario pesetero, trepilla culialto o gorditonto. O manotrucha. Comunista jamás. Luego miente.»

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído