Esther Palomera: "Las Nuevas Generaciones del PP y las Juventudes Socialistas del PSOE han hecho mucho daño a la democracia"

Buruaga bromea sobre el bajo nivel de los políticos en España: «Con Franco esto no pasaba»

Bieito Rubido: "Hubo una generación brillante de UCD, que tuvieron todos trayectorias admirables en la empresa privada"

Buruaga bromea sobre el bajo nivel de los políticos en España: "Con Franco esto no pasaba"

En los años de la Transición se acuñó la frase de ‘Con Franco esto no pasaba’, que algún nostágico elevó un peldaño más arriba con la de ‘Con Franco vivíamos mejor’.

En el programa ‘La Mañana’ de la COPE del 17 de enero de 2013, su director Ernesto Sáenz de Buruaga, bromeó repitiendo aquella clásica frase de ‘con Franco esto no pasaba’,  no porque pretendiera hacer ningún tipo de apología del franquismo, sino en relación al hecho de que no hubiera durante la dictadura ministros y secretarios de Estado sin estudios universitarios.

En la mista tertulia, la directora adjunta de La Razón, Esther Palomera, comentó que, a su juicio las juventudes del PP y del PSOE, han hecho mucho daño a la democracia.

El contexto del comentario fue el siguiente:

Buruaga- El político tiene que llegar cotizado a la política.

Bieito Rubido- No es el caso de Cameron

Luis del Val- Ni de Obama

Bieito Rubido- No cabe duda que en España han nacido dos generaciones que sólo se han dedicado a la política y no saben lo que es el esfuerzo ni la competencia. (…) Toda la generación de UCD, salvo alguno que se paso al PP, se pasaron a la empresa privada y son profesionales de primerísimo nivel. Con trayectorias admirables.(…)

Esther Palomera- Hay quien decía que tanto Nuevas Generaciones, como las Juventudes Socialistas, han hecho un profundo daño a la democracia española. Es verdad, yo comparto esa reflexión. Las juventudes de los partidos están formadas por gente que abandona sus estudios y, desde los 17 años, 19, se dedican a la vida orgánica del partido. Si estableciéramos el criterio que ayer propuso Esperanza Aguirre, España se hubiera ahorrado un presidente del Gobierno que era José Luis Rodríguez Zapatero, que no tenía vida laboral. Nunca cotizó a la Seguridad Social.

Buruaga- ¿No era profesor universitario?

Esther Palomera- Fue profesor un semestre. No tenía vida laboral. Esto que vamos a la tesorería. (…)

Bieito Rubido- Él fue un joven diputado, pronto. (…)

Esther Palomera- En todo caso la reflexión que hacía ayer Esperanza Aguirre, es curioso que la haga tras 30 años en la primera línea de la política, que todavía no la ha abandonado del todo.

Bieito Rubido- Tú ahora si invitas a personalidades de la empresa privada, y nadie quiere. (…) Todos te dicen que no. Tenemos lo que tenemos, porque nos lo merecemos. Recuerdo el caso de Montilla, cuando Schoreder, el cancillar socialista alemán, le reprochó al Rey todo el lío de Endesa y EON: «¡Pero qué ministro de Industria tienen ustedes, que es un bachiller!». Y eso que era correligionario político de Montilla.

Buruaga- Voy a decir una broma, una broma, ¡esto con Franco no pasaba! El otro día estuvimos en una conferencia de Victoria Prego sobre la Transición y ella decía que con Franco, el que no tenía carrera universitaria no era ni ministro, ni director general.

Luis del Val- Nunca hubo en el régimen de la dictadura un director general que no tuviera licenciatura.

Buruaga- Antich, ¿qué querías decir?

Luis del Val- No, le ha asustado la palabra ‘dictadura’

José Antich- No, ya se me ha ido el santo al cielo.

Esther Palomera- Ha sido mentar a Montilla y se te ha ido el santo al cielo.

Ministros de UCD en la empresa privada:

Aunque Bieito Rubido no da nombres, es cierto que gran parte de la generación de UCD, salvo alguno que se paso al PP, se pasaron a la empresa privada y son «profesionales de primerísimo nivel con trayectorias admirables».

El ex presidente del Gobierno, Leopoldo Calvo Sotelo, estuvo en el consejo de Ferrovial (estaba emparentado con su presidente), el ex vicepresidente y ministro de Economía, Fernando Abril Martorell, fue presidente de la Unión Naval de Levante (controlada por el Banco Central) y vicepresidente del Banco Central Hispano (1991).

Otro ex vicepresidente, Juan Antonio García Díez, fue presidente de Uralita (Grupo March), del ex ministro de Exteriores, Marcelino Oreja, destacó su cargo de presidente de FCC, la compañía de Esther Koplowitz.

Otro ex ministro, Matias Rodríguez Inciarte, es uno de los primeros espadas de Emilio Botín en el Banesto-Banco Santander.

Quizá el caso más reseñado es el de Rodolfo Martín Villa, que en 1996 pasó a ser presidente de Endesa (hasta ceder el testigo a Manuel Pizarro). Martín Villa se granjeó el odio de amplios sectores de la derecha mediática anti-prisaica por aceptar, en 2004, la presidencia de Sogecable (del Grupo PRISA), a pesar de no dejar de ser militante del Partido Popular.

Autor

Juan F. Lamata Molina

Apasionado por la historia en general y la de los partidos políticos y los medios de comunicación en particular.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído