La entrevista de Javier Gallego a un desprevenido líder de Podemos tiene miga

El cabreo de Pablo Iglesias en la radio… por servirle ‘Carne Cruda’ con ración extra de pelotas

Sacar el tema de 'tesorero' del partido y montarse la marimorena fue todo uno, aunque al final volvió el masajeo de rigor

El cabreo de Pablo Iglesias en la radio... por servirle 'Carne Cruda' con ración extra de pelotas
Pablo Iglesias. PD

Ha reconocido que el número dos del partido, Íñigo Errejón, tenía razón cuando le dijo que liderando Podemos se habían "jodido la biografía"

Lo de Javier Gallego, el periodista que emigró sin remedio a La Ser desde RNE, -y ahora con una parrilla independiente en Internet- y su entrevistado Pablo Iglesias, fue este jueves 5 de marzo de 2015 de antología.

Y todo por pedirle el primero durante una tensa entrevista al líder de Podemos por el tema Monedero, con lo que el aludido saltó como sobre carbón ardiendo ante la sorpresa de su amigo, conductor del programa ‘Carne Cruda’.

Las líneas ideológicas que unen a los mentados se hicieron añicos de buenas a primeras, aunque luego la cosa se encauzó por los habituales cauces por donde discurre el aguado masajeo donde se ahoga últimamente el más pintado, bajo el tormentoso envite político.

QUIEBRO Y BANDERILLAS

Gallego entró al trapo, y el de la coleta hizo un quiebro con cara de cabreo que para sí quisiera ese Manolete a quien tanto menta la formación morada en cuanto les acusan de alguna fechoría:

«Creo que ya está bien de sembrar dudas sobre la honestidad de personas que han demostrado tener más honorabilidad que buena parte de la que gente que ha estado mandado en este país y disculpa que me enfade».

Gallego llama a la calma, pero ni por esas:

«Me enfado porque soy un ser humano. Contigo además hay una confianza especial y un enorme respeto por ti como periodista».

El líder de Podemos echa el capote:

«A ti te han echado por decir determinadas cosas que no querían que dijeras. No es como una entrevista con alguien que me resulta indiferente moralmente, Javier, no es tu caso, contigo es diferente, hay cosas que me llegan a ofender».

Gallego saca de tripas corazón:

«Aquí somos entrevistador y entrevistado», y se cambia el tercio para pasar de la estocada al quite más descarado con caricias en el lomo.

Iglesias también ha comentado en el programa, ya en un tono más amigable, su situación personal.

Ha reconocido que el número dos del partido, Íñigo Errejón, tenía razón cuando le dijo que liderando Podemos se habían «jodido la biografía».

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído