EL NUEVO PRESIDENTE DE LA CONFERENCIA EPISCOPAL PRETENDE REBAJAR EL TONO EDITORIAL DE 'HERRERA EN COPE' SIN QUE LA AUDIENCIA Y LOS ANUNCIANTES LO NOTEN

El catalanista Omella ya le ha puesto la cruz a Carlos Herrera y se apresta a silenciar la COPE

Losantos ya le dio el pésame al director de 'Herrera en COPE' ante la que se le avecina con el taimado obispo

El catalanista Omella ya le ha puesto la cruz a Carlos Herrera y se apresta a silenciar la COPE
Carlos Herrera y Juan José Omella.

El plan del señor obispo es desactivar la COPE.

Juan José Omella, el nuevo presidente de la Conferencia Episcopal Española, busca someter a Carlos Herrera, el comunicador de ‘Herrera en COPE‘ para que sea menos contudente con el separatismo catalán.

Así, de esta guisa, cuenta este 7 de marzo de 2020 Pedrojota Ramírez en su digital las intenciones del prelado con el periodista estrella de la cadena.

Sin embargo, aunque el taimado director riojano de El Español trata incluso de desacreditar la información que ya adelantamos en Periodista Digital el 3 de marzo de 2020, cuando Omella era el elegido para presidir el máximo órgano eclesiástico, al final no le queda más remedio que reconocer lo obvio.

Pero para que vean cómo es Pedrojota y la tropa que escribe en su digital, estos párrafos son una clara constatación del desprecio que tiene por informaciones ajenas:

«Han dicho que no le puedo ni ver. ¡Pero si no le conozco!». «De usted le dicen tantas cosas, pero usted también es muy de chufla chufla y sigue en su dirección. Pues muy bien, le felicito. Sigamos así». Parafraseando a Paco Martínez Soria, Juan José Omella, flamante nuevo presidente de la Conferencia Episcopal, contestaba a Carlos Herrera sobre el supuesto enfrentamiento del cardenal con el comunicador.

Lo cierto es que Herrera y Omella se referían a la publicación de Periodista Digital indicando que en Cope existía cierta preocupación por el nombramiento, «sobre todo por la mala sintonía que el nuevo jefe de la Iglesia española tiene con la estrella de la radio, Carlos Herrera».

La publicación se produjo el martes 3 de marzo, el mismo día del sorpresivo nombramiento de Omella y, casualmente, menos de 24 horas después el nuevo presidente de la Conferencia Episcopal estaba realizando una entrevista con Herrera en la que desmentía esta mala relación.

Celos profesionales aparte, lo que es innegable es que el plan de Omella es convencer a la manera edulcorada a Carlos Herrera para que baje el diapasón de sus críticas al procés, algo que, al mismo tiempo, no entendería la amplia audiencia que tiene el programa matinal de lunes a viernes en la COPE.

El incremento de oyentes constatado en el EGM no se ha producido, por mucho que así lo crea Omella, por un milagro al estilo de la multiplicación de los panes y de los peces, sino porque Carlos Herrera se ha mostrado muy firme ante lo que ha sucedido en Cataluña, especialmente desde el 1 de octubre de 2017 con el golpe de Estado.

El nuevo presidente de la Conferencia Episcopal Española entiende que puede llevarse a Carlos Herrera a su redil de una manera taimada, sin que, inicialmente, se note que pretende llevarle a su terreno.

Porque, como buen cura que es para eso de los dineros, lo que busca al mismo tiempo es que la audiencia y, por ende, los anunciantes, no huyan despavoridos de espacios como el de ‘Herrera en COPE’, que se ha convertido en una locomotora para las arcas de la radio episcopal.

Por eso, el reto es convencer a Carlos Herrera de que haga pedagogía radiofónica con respecto al problema del golpismo catalán tratando de quitarle carga de profundidad a sus editoriales.

De milagro, y esto no va con segundas, no le ha ofrecido ya al periodista almeriense que tenga en agenda entrevistas con líderes golpistas como Oriol Junqueras, Carmen Forcadell o, sin ir más lejos, solo hasta Bruselas, con el prófugo Puigdemont.

SOBERANO ESTACAZO DE LOSANTOS AL OBISPO TUROLENSE RECONVERTIDO

Precisamente, uno de los primeros periodistas en darle el pésame a Carlos Herrera a raíz de las informaciones de Periodista Digital fue desde los micrófonos de ‘esRadio’ Federico Jiménez Losantos.

El director de ‘Es la Mañana de Federico‘ llegó a insinuar la posibilidad de que Herrera y otros comunicadores dejasen la COPE y se pasaran a su emisora ante la que se les avecina con un cómplice y simpatizante del golpismo catalán como es Juan José Omella:

En las elecciones a la Conferencia Episcopal ha salido el renegado Omella, que es un sicario del golpe del Estado en Cataluña. Ya le he dado el pésame a Carlos Herrera cuando supe que iba a ganar este petardo, este siniestro, este desertor también de Teruel. Este es más falso que la bondad del Papa.

Adiós COPE, a los que crean en el catolicismo tradicional en la Historia de España, que lo es; como un imperativo moral, que lo es; como un hecho cultural, que lo es, pues como no vengan a esRadio…

 

 

Te puede interesar

Autor

Juan Velarde

Delegado de la filial de Periodista Digital en el Archipiélago, Canarias8. Actualmente es redactor en Madrid en Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído