EDITORIAL EN 'HERRERA EN COPE'

Herrera, ¿ya te ha leído la cartilla Omella? El tibio editorial para salvar la cara a Sánchez por su torpeza con el coronavirus

 

Herrera, ¿ya te ha leído la cartilla Omella? El tibio editorial para salvar la cara a Sánchez por su torpeza con el coronavirus

Carlos Herrera, siempre acertado en sus análisis políticos que desgrana en sus editoriales, se ha pasado este 11 de marzo de 2020 de moderado con respecto a Pedro Sánchez y a solicitar a los medios de comunicación que no incendien, que no entren a fijarse en los políticos y a dejar aparcadas ahora las críticas al Gobierno.

¿Le habrá leído ya Juan José Omella, el presidente de la Conferencia Episcopal, la cartilla a Carlos Herrera? Juzguen por ustedes mismos el editorial de las ocho de la mañana en ‘Herrera en COPE‘:

Miren, llevo contándoselo también desde las 6 de la mañana. La radio tiene, además de las misiones esenciales de acompañar, informar, entretener, emocionar, como ustedes quieran, determinadas misiones en momentos también determinados que apelan a la responsabilidad. Y la responsabilidad se ejerce en momentos de compulsión como los que ahora mismo, de incertidumbre, de inquietud como los que vive la sociedad en no echar pastillas efervescentes al agua. Por ello, le digo que, miren, tiempo habrá de hablar del Gobierno.

Rápidamente se da cuenta de que le va a caer la del pulpo por esta reflexión:

Es una opción personal, échenme todas las culpas que quieran a mí. Es una decisión personal que no implica a todos los demás que me rodean, pero soy de los que cree que tiempo habrá de hablar de este Gobierno: si ha actuado tarde, si no ha actuado tarde, si ha actuado irresponsablemente autorizando la manifestacion del 8-M en la que hemos pasado del no pasa nada a la emergencia sanitaria en 24 horas, si Sánchez se ha escondido, no se ha escondido y de hacer comparativas con lo que habría pasado en el caso de que hubiera estado otro Gobierno en bla, bla, bla.

Se hace eco de una reflexión de otro compañero para reforzar su almibarada tesis:

Debemos decir algo. Hoy lo escribe Mikel Giménez en su columna de Vozpópuli. Me parece muy interesante. Miren, gobernar es una dura disciplina que comporta muchas cosas, esencialmente sacrificios, decisiones impopulares, alto sentido de Estado. Eso es gobernar, no dedicarse a la bobería. Es tiempo de dar la cara. Y lo dejamos ahí porque también es tiempo de la lealtad institucional, aunque quien gobierna no la tuviera en su día porque, mira, los virus conviene recordar que no tienen ideología.

E insiste en que toca recopilar datos:

Ahora es el momento de recopilar los datos y es a lo que me quiero dedicar durante estas horas y durante los próximos días. Pedir eficacia, pero ofrecerles a ustedes información serena, ponderada, contrastada. Todos los datos que tenga yo le aseguro que se los voy a dar. Todos los que haya contratado evidentemente, por ejemplo, las medidas que se han tomado las últimas horas por parte del Gobierno poniendo el país a medio gas.

LOS NÚMEROS DEL COVID-19

Enumera las medidas adoptadas hasta el momento:

Se han cancelado vuelos de Italia, se han cancelado los viajes del Imserso, los eventos deportivos a puerta cerrada, se han prohibido actos de más de 1.000 personas en zonas especialmente sensibles, los colegios, las cárceles, el Congreso de los Diputados, las Fallas, la Magdalena. Bueno, la suspensión de las Fallas estaba cantada. Dicen aplazamiento como una suerte de consuelo. Bueno, pues si llegan más tarde bienvenidas serán. Tiene unas consecuencias económicas evidentes para todos.

Recalca una vez más lo de la responsabilidad:

Pero como hoy escribe el editorial de ABC, es el tiempo de la responsabilidad colectiva, no solo de los gestores políticos, económicos, también de la sociedad, que no debe dejarse llevar por la insensatez por muy comprensible que sea el miedo. Evidentemente, hay que seguir instrucciones, no dejarse llevar por pánico, ni colectivos ni individuales, y mostrar tranquilidad porque, entre otras cosas, no va a haber desabastecimiento.

Estoy dando varias cifras estos días. Hay una tienda entre supermercados por cada 800 españoles. Oiga, es es muy difícil que se desabastezcan. No estamos ante un apocalipsis zombie, con lo que le explico en primer lugar algunas generalidades de este virus que no conocemos del todo bien, pero que ya vamos sabiendo cómo es: un virus que tiene un tratamiento… Es un virus nuevo, por lo tanto, no hay tratamiento específico, no hay un antivirus específico contra el virus covid-19.

Y vuelve a dar la murga recalcando que ahora no toca darle al Gobierno de Sánchez:

Confiemos en quien está haciendo todo eso y luego, cuando pasen estos momentos, pidamos toda la responsabilidad a todos independientemente, ya le digo, de la visión ideológica que tenga cada uno acerca de la gestión que hayan hecho o que dejen de hacer aquellos responsables políticos.

Eso llegará en su momento y llegará con toda la contundencia necesaria. Ahora es momento de otras cosas. Es momento de que nosotros, los que tenemos la responsabilidad de informar, le demos todos los datos, no le guardamos ninguno, no hagamos sensiblería ni sensacionalismo, la información sin más, no la «infodemia», que es otra cosa, la información. La radio y su responsabilidad histórica si me permiten ustedes añadir.

El tibio editorial de Carlos Herrera para salvar la cara a Sánchez con el coronavirus

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Juan Velarde

Delegado de la filial de Periodista Digital en el Archipiélago, Canarias8. Actualmente es redactor en Madrid en Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído