EN 'MÁS DE UNO' DE ONDA CERO

El quemado ministro José Luis Escrivá se cabrea de lo lindo con Carlos Alsina por el cómputo de las pensiones

Dantesco gimoteo del ministro: "No sé si yo tengo menos repercusión o qué"

El quemado ministro José Luis Escrivá se cabrea de lo lindo con Carlos Alsina por el cómputo de las pensiones
José Luis Escrivá y Carlos Alsina.

Han saltado chispas entre Carlos Alsina y el ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones José Luis Escrivá. Y todo porque el ministro del PSOE considera que el mensaje de Pablo Iglesias (en el ‘Salvados’ del pasado domingo 17 de enero de 2021) y de su partido Unidas Podemos cala más y están consiguiendo imponer su visión, aunque sea a base de filtraciones interesadas -recordemos que en España murió el periodismo de investigación- sobre la reforma de las pensiones.

Así las cosas, se presentó Escrivá (PSOE) a la entrevista con un buen cabreo indisumulado, pero fue incapaz de atacar a sus socios de gobierno y prefirió matar al mensajero. Alsina disparó a las primeras de cambio y a partir de ahí todo fue un toma y daca que finalizó con el monumental cabreo del ministro: «¿Entonces el cómputo de la pensión se va a quedar como está?», dijo el locutor. Alsina se hacía eco de las informaciones que aseguraban que Escrivá planteaba subir a 35 años el plazo de cotización para calcular la pensión con la oposición de Podemos.

Escrivá no se atreve a nombrar a Iglesias y ‘mata’ al mensajero

Escrivá se dedicó a señalar al mensajero: «Permítame que le transmita mi desconcierto y también mi decepción de que la presenten como una narrativa del plan que mandamos a Bruselas que nunca me la habrán oído a mí. Yo siempre les digo, escuchen al ministro responsable y menos lo que venga de otros sitios».

Sea como fuere, ya desde ese primer momento se ha visto al ministro ciertamente balbuceante, mientras intentaba armar su discurso. Alsina le dejó explicarse.

El presentador de ‘Más de uno’ contraatacó una vez finalizó su invitado: «Lo que le pregunté es que si con este Gobierno de coalición no se va a modificar el cómputo de la pensión en nuestro país».

Al ministro se le veía especialmente cabreado con los periodistas y en concreto con su entrevistador por haber hecho más caso a lo que se lee y ve por ahí que a su ministerio. Alsina ofreció explicaciones: «Yo le voy a explicar porque hemos seguido esa narrativa, porque la primera información de El Mundo de Carlos Segovia, me parece que es de diciembre. Luego insistió el diario El País, también en el mes de diciembre. Si usted hubiera desmentido aquellas informaciones cuando salieron, pero durante un mes no hubo desmentido».

«Yo no puedo estar a lo que va saliendo y estar reactivo a cosas sobre las que yo construyo. Nosotros trabajamos con la máxima discreción», se quejaba Escrivá, al que se le notó este 20 de enero de 2021 muy quemado.

Ataques a la prensa

«Les tengo el máximo aprecio pero me ha generado decepción por cómo han presentado usted la noticia», se quejaba el ministro. Alsina contestó que si entonces todo esto era un reproche a las diferentes informaciones que se habían publicado desde diciembre por parte de los medios de comunicación: «Lo que le estoy preguntando es si hace un reproche a esos medios que dicen que esto está en las intenciones del ministerio de Seguridad Social o si bien esto es un reproche sin querer poner nombres a compañeros suyos de gabinete que se han encargado de filtrar la información de esta manera».

Y entonces vino el momento más patético de la mañana, con Escrivá lloriqueando por no tener toda la repercusión que se merece: «El domingo yo doy una entrevista a El Periódico de Cataluña. «Que yo el domingo tengo una entrevista completa en El Periódico de Cataluña y está todo esto. El mismo domingo. Esas son mis declaraciones pero no sé si tengo menos repercusión o lo que sea. Yo el domingo hablé de todo esto con todo detalle».

Alsina quiso saber si los culpables entonces son los periodistas o alguien dentro de su Gobierno que alimenta esa narrativa de la confrontación. El ministro dijo que no podía decir nada. Y el locutor, harto del jueguecito, le dejó retratado: «Si me lo puede decir, otra cosa es que no quiera».

Una cosa es segura, Escrivá está muy quemado y tras la entrevista en Onda Cero no parece que sea justamente con los periodistas y sí con algunos compañeros de Gabinete. Por eso el presentador de ‘Más de uno’ se guardó su última bala: «¿Percibe usted la lealtad de todos los miembros del Ejecutivo con su trabajo?». Y antes de despedirle le abrasó: «Me da a mi la impresión que está pagando con nosotros el enfado que tiene con otras personas».

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Roberto Marbán Bermejo

Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad Complutense de Madrid y actualmente cursa el grado de Ciencias Políticas por la UNED, fichó en 2010 por Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído