en la ser

Nadie se traga las mentiras de Sánchez: hasta Iglesias critica la reforma del delito de malversación

Señala que los argumentos del Gobierno para justificar las medidas son una falacia

Nadie se traga las mentiras de Sánchez: hasta Iglesias critica la reforma del delito de malversación

Lo que sea por mantenerse en el poder.

A la reforma del delito de la sedición, ahora Pedro Sánchez, entregado de lleno a los independentistas, se aboca a la reforma del delito de malversación para contentar a sus socios del Gobierno Frankenstein.

Y es que con esta modificación, que nunca se nombró ni en el plan de Gobierno ni durante la investidura, malgastar el dinero de todos los españoles, tendrá como castigo solo un tirón de orejas. Luego dirán que era un dinero destinado para los ERE o para cualquier otra partida con la excusa que no se hizo para lucrarse de forma personal.

Pero si es ya era escandaloso que el delito de sedición lo modifique quienes violaron la Constitución, que el delito de malversación lo haga quien se montó en el poder gracias a un caso de corrupción y cometió el mayor caso de malversación de fondos públicos de la historia de España es el colmo del caradurismo.

Tal es el caso que hasta el exvicepresidente de Gobierno, Pablo Iglesias, ha criticado esta reforma en el programa ‘La hora 25’ de la SER.

“Creo que en este caso lo que hay detrás no es una voluntad de las fuerzas políticas que apoyan al Gobierno de revisar el Código Penal, eso sería una hipocresía. Que se revise el delito de sedición y que se revise el delito de malversación no responde a una preocupación por adaptar nuestro Código Penal a las claves europeas”.

Iglesias concuerda con el presentador Aimar Bretos en que los argumentos espetados por Sánchez para justificar las medidas son una falacia ya que solo responden a un interés político y no a una preocupación ciudadana o a homologar la legislación nacional a los estándares europeos; que en el caso de la sedición ni siquiera existe un estándar ya que cada país castiga este delito de forma diferente, algunos con penas más severas que las que estipula el Código Penal español.

Aimar Bretos: «Iglesias, estabas diciendo, para entendernos, el argumento que ha usado estos días el Gobierno es una falacia».

Pablo Iglesias: «Es evidente. Yo creo que ya que estamos aquí como analistas tenemos que decir la verdad. Esto no se está revisando porque haya una preocupación. ¿Cuándo le ha preocupado a Esquerra, a Junts el delito de malversación o el de sedición? Cuando se lo han aplicado a los líderes independentistas».

Sin embargo, el momento de claridad de Iglesias no duró mucho y también cargó, como de costumbre, contra la Justicia española, al asegurar que estos delitos de sedición fueron imputados por «jueces de derechas» para intervenir judicialmente sobre un problema político.

«Hay un montón de fachas con toga de juez que están contentos con contar con instrumentos para condicionar un proceso que a mi juicio solamente tendría que tener resolución política».

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído