Entre Bambalinas.- ¿Por qué la exclusiva de Jesulín no gusta a miembros de su familia.

MADRID, 25 (OTR/PRESS)

Esta semana los protagonistas indiscutibles del «papel couché» son Jesulín y María José Campanario con el macro reportaje de diecinueve páginas que da la revista «Hola» en rigurosa exclusiva. Si bien es cierto que la castellonense no dice nada nuevo, en el caso del torero la cosa es bien distinta porque, por fin, rompe públicamente su silencio y echa por tierra todas las acusaciones que durante años le hemos escuchado a Belén Esteban. Claro está que Jesulín da su «versión» y es evidente que disfraza con sus palabras algunos polémicos episodios familiares altamente debatidos en televisión.

Durante años hemos escuchado a Belén repetir hasta la saciedad que ella se había marchado de Ambiciones, que nadie la puso de «patitas en la calle». Pues esta vez el torero, posiblemente harto de tanta crítica y animado por su mujer ha sido muy claro: «A Belén la eché yo de Ambiciones», los motivos se los guarda para él, una pena, porque sigue la sombra de la duda sobre qué pasó esa última noche, la escabrosa escena del cuchillo y las amenazas no las ha confirmado el torero: «(Belén) Lleva diez años contando historias y se ha hecho rica. Que lo disfrute. En todo lo demás no me meto. Que cada uno queme su vida a su manera. Nosotros preferimos vivirla».

Jesulín reivindica el amor a su hija Andrea aunque no la pueda disfrutar como a sus otros dos hijos y defiende que la relación de la pequeña con Campanario es «buena y cordial». Dice que tiene una espinita difícil de quitar que se remonta a cuando sufrió el grave accidente de tráfico que estuvo a punto de costarle la vida: «Yo me estaba muriendo en el hospital y pedí por favor ver a mi hija. Me lo negaron y jamás lo perdonaré. Es la puñalada más trapera y mala que me han pegado en mi vida. Me dijeron que la niña tenía que ir con su madre, pero yo solo quería ver a mi hija».

Como es de suponer, a la Esteban no le han hecho ni pizca de gracia estas declaraciones, la reacción de la de San Blás supondrá un nuevo filón para Tele 5 que explotará hasta la extenuación cada gesto, cada palabra, cada silencio y cada lágrima de su producto estrella.

Otro de los frentes que se tocan en la exclusiva es su enfrentamiento con Victor, Jesulín asegura que él ayuda a su hermano en todo lo que puede pero que ya no es la «estrella torera» de hace veinte años: «Son malvados los que dicen esas barbaridades. Insisto, nos llevamos todos divinamente». Al parecer estas declaraciones no le han sentado nada bien al benjamín de los Janeiro, ¿será porque su novia Beatriz Trapote fue la primera en lanzar un órdago recriminando a Jesulín su poca solidaridad taurina con Victor?…

En la entrevista concedida a «Hola» el matrimonio repite hasta la saciedad que no hay enfrentamientos familiares, que todos son una piña y que las informaciones que surgen entorno a ellos están distorsionadas, esa insistencia en recalcar que todo va bien les hace poco creíbles.

Y como no hay dos sin tres, ahora es Natividad Expósito, una ex novia de Jesulín quien asegura estar recibiendo serias y continuadas amenazas del torero. Hace unas semanas la mallorquina contó en televisión que durante su relación con él se quedó embarazada y que Jesús la llegó a propinar un puñetazo cuando se enteró de la noticia, un testimonio que contó entre lágrimas y que aseguró no haberlo previsto: «Mi marido no sabía nada de esto, se enteró durante mi entrevista en el programa, no se lo había dicho a nadie». Esa revelación parece haber hecho mella en Ambiciones que se traducen en esas «supuestas amenazas del torero». Ahora Natividad me cuenta que quiere denunciar públicamente que recibe amenazas de Jesulín: «Es él quien me llama y me dice que tenga cuidado con lo que digo, que no hable más, me amenaza con hacerme algo, con hacerme daño, estoy en tratamiento psicológico porque tengo miedo. También me amenaza con hacerle algo a mi marido, y eso no se lo consiento porque mi marido es la persona a la que más quiero en este mundo».

Aún así, cuando pase la tormenta, Nati Expósito piensa escribir un libro para contar «el minuto a minuto» de su relación con Jesulín, relación o affaire que se prolongó durante cuatro meses. Desde entonces han pasado tres lustros, pero la mallorquina atesora unas cintas que nunca han visto la luz y que contienen las conversaciones que delatarían lo que realmente hubo entre ellos. ¡Que tiemble Ambiciones con lo que se les avecina!

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído