Ana Rosa Quintana contundente con Jorge Javier: «¿Por qué te vuelves tan autodestructivo cuando lo tienes todo?

No hay duda de que Jorge Javier Vázquez está pasando uno de sus mejores momentos, tanto a nivel personal como profesional y así lo ha reflejado esta mañana del 5 de noviembre de 2015 ante Ana Rosa Quintana y sus colaboradores. El presentador se ha desnudado ante la que fue una de sus descubridoras mediáticas y ha hablado de su segunda novela ‘Último verano de juventud’ (ver crítica del libro), el libro donde el catalán habla sin tapujos de las luces y sombras de su vida, detallando algunos de los episodios más oscuros de sus años de fama:

Empecé a vivir la juventud cuando empecé a trabajar contigo… en ‘Sabor a ti’. Lo viví con muchísimos compañeros, la viví muy tarde con 28 años y yo creo que la alargué. Yo vivía momentos que eran como muy salvajes pero me encanta haber vivido todo eso y me lo he pasado muy bien.

La distracción para mí era como pecado porque en mi casa todo era trabajar, trabajar y trabajar.

Ana Rosa Quintana, que confesó no haberse leído totalmente el libro, fue contundente preguntando lo que todos queríamos saber tras escuchar al presentador contar que estuvo a punto de llegar a una depresión y que nada le motivaba, ni su vida ni su pareja, cuando, paradójicamente, tenía todo lo que hubiera podido desear:

¿has conseguido ganar dinero, tener una casa bonita, salir del bloque de tu barrio, trabajar en televisión y bajar una escalera, presentar un programa de prime time, un ondas, absolutamente todo lo que se puede conseguir en esta profesión, y cuando empiezas a conseguir eso y a tener un poco una satisfacción, y sales del armario en el que estabas encerrado y tienes una relación estable… ¿Por qué te vuelves tan autodestructivo cuando lo tienes todo?

El presentador de ‘Sálvame’, que confesó haber tenido ayuda de profesionales, achacó esos problemas a una crisis de la edad y a la factura que le había pasado el trabajar tanto, tantos años seguidos:

Yo he ido al psiquiatra durante muchos años en toda mi vida. Y un psicólogo me dijo una frase que me quedó marcada, «que el foco es tóxico», se me quedó grabada. Me dijeron que tenía que reducir el ritmo.

Hablando del libro, Jorge Javier se siente liberado, es algo que todos en el plató valoran y tachan de valiente. Cuenta episodios que no todo el mundo se atrevería a sacar a la luz cuando han atravesado fronteras. El presentador explica las razones que le llevaron a hacerlo y cómo tuvo que contarle a su madre previamente lo que se iba a encontrar luego toda España:

He vivido muchos años con muchísimo miedo a que me pillaran en algún renuncio, en una fotografía, a alguien diciendo alguna cosa y esto me ha liberado muchísimo. No quiero vivir con miedo, con ataduras.

Una madre no puede ayudar en este tipo de situaciones. Yo a ella cuando tenía los dos primeros capítulas la llamé, como a mi hermana porque era muy fuertes y yo ahí decía que me veía muy gordo, muy feo y tal… pero ella lo único que me dijo, con todo lo que escribí es «a mí es que no me gusta que te veas feo. Yo, como no se lo que es verdad y lo que es mentira…». Creo que las madres desarrollan un espíritu de supervivencia muy bueno.

Le pregunta Joaquín Prat por los huecos que deja esa vida de desenfreno y él explica que «lo fundamental es no echarlo de menos. Ya llega un sábado que dices «qué bien se está en casa» y explica que «cuando salgo no se salir sin subirme a las lámparas y se que al día siguiente siempre hay alguien que ha sacado una foto o ha contado algo».

Jorge confiesa que «le costaba hablar de la relación de pareja. Encontrate con cuarenta años y decir «¿esto es lo que hay?»… pero también asegura que  ahora se pensaría mucho antes de romper su relación por terceras personas, aunque bromea diciendo que su pareja le está escuchado:

Había perdido las ganas de follar. Estaba a punto de entrar en una depresión. Si no hubiera sido por la obra de teatro hubiera dejado la televisión.

Sobre su obra de teatro, que con tanta ilusión ha preparado, el presentador señala que esperaba las críticas crueles que le han hecho

No me han sorprendido. Lo más cruel fue un consejo que me dieron y luego le hice caso. He leído pocas críticas porque me producen inseguridad, en televisión sí porque estoy acostumbrado a hacer televisión pero en teatro soy nuevo. Un crítico escribió que «actuaba como si llevara una faja» y a partir de ahí me la quité.

En general el popular Jorge Javier Vázquez resume que está muy feliz, aunque todavía dice que «le cuesta un poquito quererse»:

Tengo pareja, el trabajo que me va bien. Toda mi familia está muy bien. Todo está en orden a mis 45 años.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído