La de Paracuellos sigue la guerra por GHVIP

Belén Esteban sacude una ‘paliza’ a la periodista a Ángela Portero

A Belén se le fue la lengua y acusó a Ángela de cosas muy feas

Belén Esteban sacude una 'paliza' a la periodista a Ángela Portero
Ángela Portero acusa a Belén Esteban de vetarla en Telecinco. TV

Mal enemigo es Belén Esteban, porque igual que quiere con locura a los suyos, es despaciada como un pirata sarraceno con los que detesta. En la lista de los segundos ocupa un lugar prominente la periodista Ángela Portero.

Belén  mostró durante su paso por GHVIP que Ángela  no es santo de su devoción. Se la tenía guardada desde hace tiempo y se vengó en el reality.

Lo cierto es que la colaboradora de Sálvame fue un paso más allá al afirmar que la periodista habría llevado una vida poco sana, dejando caer que habría tenido también, como ella, problemas con las drogas.

Sin duda, una auténtica barbaridad que Ángela manifestó no iba a quedar impune.

Portero acudió a los juzgados para poner en su sitio a Belén.

Pues bien, esta semana se celebró el acto de conciliación y ni rastro de la rubia ni de su abogado.

La defensa de la periodista señala que han intentado ponerse en contacto con la otra parte pero que dan la callada por respuesta.

Todo indica que creen que el asunto no reviste la menor importancia y de ahí su actitud. Parece que están convencidos de que van a ganar y prefieren ir a juicio.

Han sido varias las ocasiones en que Ángela ha manifestado el perjuicio que le ha causado Belén.

De hecho ha llegado a afirmar que «no trabajo por veto de Belén».

Según la periodista, la Esteban habría movido sus hilos para que en Sálvame y Deluxe no contaran con ella.

No sería extraño, pues ella misma confesó que había acudido a quien correspondía para que su ex marido, Fran Álvarez, no cumpliera su sueño de concursar en Supervivientes.

Belén Esteban se cubrió de gloria durante su paso por GHVIP. Demostró su auténtico carácter y jugó con cosas tan sagradas como la enfermedad, algo que le valió numerosas críticas.

De hecho, quedó retratada, tanto que desde Sálvame no pudieron hacer otra cosa que reconocer la realidad. Parecía fuera de sí y no paraba de repetir que estaba preocupada porque su chico, Migue, le comprara la maleta a Andrea.

En fin, un despropósito de los que hacen historia televisiva.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído