QUEQUÉ FUE UN MARTILLO CONTRA TELEMADRID Y EL PP

Telemadrid encarga su especial de Nochebuena al humorista que hizo carrera burlándose del PP

Quequé es un producto de Globomedia, la que fuera factoría de talentos de José Miguel Contreras

Telemadrid ha preparado para esta Nochebuena ‘Se acabó lo que se daba’, un programa con el que se hará un repaso ‘loco’ de los acontecimientos más importantes de 2017, y que se lo han encargado a Berta Collado y al cómico Quequé, conocido por ser un bufón de la factoría PRISA.Los progres de la SER se descojonan de la minusvalía del sustituto de Echenique en Aragón

Y no deja de ser irónico teniendo en cuenta que se ‘premia’ a un humorista que se caracterizó durante el zapaterismo a zurrar o ridiculizar a todos los políticos o periodistas que usaran criticar al ‘soberbio’ gobierno de Rodríguez Zapatero.Vomitona de los progres de la SER: llaman «morralla» a Periodista Digital y «discapacitado» a Okdiario

Quequé es un producto de Globomedia, la que fuera factoría de talentos de José Miguel Contreras hoy desdibujada y sumergida en los entramados empresariales de Jaume Roures.

Cuando Zapatero llegó a La Moncloa se diseñó un original modelo de televisión: los programas de zapeo cómicos serían el azote de todo aquel que osara defender posiciones de centro-derecha contrarias a las leyes que aprobaba ZP.

Manel Fuentes, Toni Garrido o Juanra Bonet zurraban desde Telecinco, Eva Hache y Quequé lo hacían desde Cuatro, Buenafuente y Évole desde Antena 3 TV y el Gran Wyoming y Beatriz Montañez desde laSexta que en aquel momento era el más débil en audiencia. Todos producidos, por cierto, por el mismo entramado de productoras (Imagina).

Antes de que ‘El Intermedio’ ganara fuerza, era ‘Noche Hache’ quien tenía más gancho y la sección con más audiencia del programa era precisamente la de Quequé ‘La Guerra de los Medios’, como se titulaba y que se centraba en sacar cortes de Rajoy u otros dirigentes del PP, de comentaristas de la COPE o de sacerdotes y obispos y tratar de humillarles.

Eva Hache y Quequé llamaron ‘pinochos’ y conspiranoicos a los dirigentes del PP por su forma de actuar durante el 11-M, de ‘extraterrestres’ por su política con respecto al juicio del Severo Ochoa, ‘machista’ a José María Aznar, o acusaron a Rajoy de hacer ‘tontunas’ por criticar al grupo empresarial desde el que se emitía el programa. Mientras acusaban a la Iglesia de ser ‘de extrema derecha’, entre burla y burla.

Claro que, vistas con la distancia, alguna de sus bromas les deja más en evidencia a ellos, porque Quequé y Eva Hache también se burlaron de aquellos que osaban decir en 2008 que venía una crisis económica. Los hechos pusieron en lugar las cosas relativas a ese apartado.

CONTRA TELEMADRID

Lo mas irónico es que Noche Hache hizo una campaña especial contra Telemadrid y sus programas, haciendo bromas sobre sus tertulianos ‘de centro-facha’, campañas en las que Hermann Tertsch, Isabel San Sebastián (a la que apodaban ‘la pitonisa’ por decir que ETA iba a romper la tregua como, en efecto, acabó haciendo), Fernando Sánchez Dragó o Curri Valenzuela, fueron constantes blancos de los afilazos de Quequé, que los presentaba como derechistas furibundes «perseguidores de peligrosos masones».

Eso sí, para tacar a Telemadrid, no siempre recurría a hechos ciertos. A principios de 2008 Telemonegal asestó un correctivo a Quequé al demostrar que había acusado a ‘Diario de la Noche’ de Telemadrid de no dar la noticia de las divisiones internas del PP por las listas, cuando Dragó había empezado su informativo por ese tema precisamente, no dejas que la verdad te estropee un buen chiste. En una entrevista posterior Quequé reconoció ante Monegal en BTV que en aquel canal Cuatro a modo de pseudo-disculpa el humorista reconoció que él sólo podía hacer bromas y burlas ‘contra un lado’.

Se fue Eva Hache de Cuatro y la cadena intentó que Quequé la sustituyera con otro programa ‘Estas no son las noticias’ donde intentó mantener el estilo de burlas contra el PP (proyectó la portada del posado Soraya Sáenz de Santamaría para hacer bromas con sus pies), pero nada pudo hacer dado que a la ausencia de Eva se sumaba que Wyoming y ‘El Intermedio’ iniciaban su ascenso, por lo que aquel programa y la cadena entera en general terminaron desplomándose.

No deja de ser llamativo que en otras comunidades ante un cambio de configuración parlamentaria se produzca una ‘purga’ contra los considerados cercanos al partido perdedor de las elecciones (que le pregunten a Yolanda Guirado o a Victoria Vigón en el Canal Castilla la Mancha), mientras que en otras cadenas parece que haberte burlado de los valores, en teoría cercanos al electorado mayoritario de esa comunidad da puntos.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Lo más leído