El expresidente catalán le advierte de que "nadie es imprescindible", y que se debe primar "el proyecto de país"

El envenenado recado de Artur Mas al loco de Puigdemont ante Ana Pastor

"Lo normal no es esto, lo normal es gobernar desde el Palau de la Generalitat"

El programa ‘El Objetivo’ de LaSexta, presentado por Ana Pastor, dedicó su edición de este domingo 14 de enero de 2018 a un nuevo monográfico sobre la cuestión de Cataluña, y tuvo enfrente al escurridizo expresident Artur Mas, quien advirtió a Carles Puigdemont de que «nadie es imprescindible» y que se debe primar «el proyecto de país» a los intereses personales.

Mas ha asegurado, según se hace eco ‘Ecoteuve‘, que su relación con el presidente cesado es «muy buena» y ha instado a buscar «algún indicio» de que no sea así. No obstante, ha reconocido que Puigdemont no le informó de su huida a Bruselas. Aunque ha justificado que «la decisión era muy delicada» y que «un presidente no tiene que consultar con otro». «Yo no lo hacía con Pujol», ha añadido.

Cuestionado por la posibilidad de que exista un Gobierno catalán a distancia y una investidura telemática, Mas expresó que

«lo normal no es esto, lo normal es gobernar desde el Palau de la Generalitat, pero la situación que hay no es normal».

«Puigdemont se presentó como cabeza de lista. Podría volver aquí y ser investido, pero él sabe que sería detenido y mandado directamente a prisión. Yo no sé qué va a hacer. Por lógica democrática está intentando llegar hasta el final para poder ser investido»,

relató, lamentando que «la seguridad de que podrá ser investido no la podría dar».

«En esta situación hay que pensar en el país, en el proyecto de todos, en función de lo que pasa en la colectividad. Mi intuición me dice que Puigdemont actuará así»,

prosiguió analizando.

En ese momento, Ana Pastor le interrumpió para aclarar que «esto es un recado». «Suena a que su opinión es contundente y no tiene mucho que ver con gobernar desde Bruselas», le espetó.

«El interés de país lo tiene que juzgar cada cual. Confío en que Puigdemont esta manera de actuar la tendrá igual. Nadie es imprescindible»,

replicó Mas.

«Mi relación con Puigdemont es muy buena. No hay ni un pequeño indicio de que yo haya discrepado públicamente con él, ni el más mínimo indicio»,

continuó, antes de admitir que

«no me comentó que se iba a Bruselas, pero entiendo que no me lo comentara».

La soberana bofetada de Arrimadas a un desencajado Puigdemont: «Usted fue elegido a dedo por Artur Mas»

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído