GENTE DE LA TELE

Risto Mejide cobra un pastón pero tiene la mitad de sus empresas al borde de la quiebra

Risto Mejide cobra un pastón pero tiene la mitad de sus empresas al borde de la quiebra
Laura Escanes con su marido Risto Mejide. TW

A Risto Mejide (44 años) no le pillará el toro, porque este tipo de personajes sale siempre fresco como una lechuga de los entuertos financieros, pero sus empleados y empresas tienen pinta de ir a pasarlo fatal (Risto Mejide, vendidísimo al salseo: invita a Miriam Saavedra y acaban hablando de culos y tetas… ).

Aparentemente feliz en su matrimonio con Laura Escanes (22) y con dos programas actualmente en parrilla (Chester y Todo es mentira), el publicista más ácido y caradura de la televisión ha conseguido superar el único problema que sobre el papel le quitaba el sueño por las noches: su empresa de publicidad, que estaba en números rojos, ha salido de peligro (Risto Mejide se lleva a Belén Esteban a Cuatro para “salvarse” pero arruina a Mediaset).

Se trata de After Share S.L, una agencia de publicidad que Risto Mejide fundó en 2007 con un socio, Marc Ros, y que en 2017 entró en números rojos debido a las constantes pérdidas.

Según El Español, esta situación ha cambiado, ya que la empresa aumentó sus ingresos hasta los 3,04 millones de euros y saldó el año 2017 con un beneficio de 80.200 euros.

Eso sí, el resto de sus empresas no han corrido la misma suerte: Before Share S.L, creada en 2009, ha pasado de 9.000 euros de pérdidas a 74.000.

Una complicada situación que Risto puede afrontar gracias a su vinculación profesional con Mediaset, con el que tiene un contrato de cadena que le proporciona una nómina mensual muy jugosa independientemente de los programas que realice o de que estos funcionen.

De hecho, la crisis económica no impidió al presentador mudarse con su mujer, Laura Escanes, a una fabulosa casa en uno de los barrios más exclusivos de Barcelona el pasado mes de septiembre.

Está situada en un complejo de 17.000 metros cuadrados, con piscinas y pistas de tenis. El nuevo hogar de los tortolitos tiene 300 metros cuadrados y cuesta alrededor de 1’5 millones de euros, aunque ellos la han alquilado.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído