EL PRESENTADOR DE TELECINCO SACA SU FACETA MÁS FALSA E HISTÉRICA

Jorge Javier Vázquez se pone al servicio de Sánchez y de la siniestra campaña de Moncloa para erosionar a Ayuso

"Ayuso no escucha, impone. No dialoga, insulta"

Jorge Javier Vázquez se pone al servicio de Sánchez y de la siniestra campaña de Moncloa para erosionar a Ayuso
Jorge Javier Vázquez e Isabel Díaz Ayuso.

Si querían doblegarla, aún más fuerte. Si buscaban difamarla, pincharon en hueso. Y si pretendían rebajar su figura, mayor perfil político.

En estos convulsos cuatro meses en estado de alarma, la presidenta de la Comunidad de Madrid ha soportado una campaña de la izquierda tan virulenta cómo no se recuerda.

Pero Isabel Díaz Ayuso no se achanta, demostrando que tiene fuste y ha enfrentado sin complejos todos los ataques.

Por eso será complicado, por no decir imposible, que la líder del PP a nivel regional en Madrid caiga en las provocaciones y en las histerias de todo un falsario como Jorge Javier Vázquez que se ha ‘coronado’ con estas perlas en la revista Lecturas:

Hace algún tiempo pensé que Díaz Ayuso tendría que irse a su casa inmediatamente por alguna metedura de pata, pero desde hace unos días he cambiado de pensamiento. No solo no se va a largar, sino que ganará las próximas elecciones. No sé por qué extraña razón en Madrid gustan estos perfiles tan estrambóticos.

Siguel el de ‘Sálvame con sus ataques metiendo en el ajo a Esperanza Aguirre, a la que también considera una política de poco fiar y muy dada a espectáculos surrealistas:

Lo era Esperanza Aguirre, una mujer muy dotada para el ‘show business’, pero como política ahí está ese oscuro legado repleto de consejeros imputados y encarcelados. Y lo es también Díaz Ayuso, una señora cuya principal virtud como política es no tener ninguna, lo que la convierte en un ser multifuncional porque lo mismo puede estar presidiendo un gobierno que una farmacia. O un polideportivo. O un estanco. O una administración de loterías. O lo que es mejor: nada, que es a lo que en realidad debería dedicarse. A nada que tuviera que ver con influir en la vida de ningún ser humano.

Y eleva su vomitiva apuesta acusando a Ayuso de no tener programa y de recurrir únicamente al chavismo como arma para contrarrestar las críticas de la oposición:

Isabel Díaz Ayuso no escucha, impone. No dialoga, insulta. No elabora discursos, únicamente recurre a Venezuela. Su armazón intelectual es básico y efectista: ella es la buena y lo demás son los malos. Poco bagaje me parece para presidir una comunidad tan importante como la madrileña.

Incluso no duda en contar una confidencia que en su momento le hizo el líder de Más Madrid, Íñigo Errejón, sobre la propia Isabel Díaz Ayuso:

Íñigo Errejón me contó que un día se le acercó una señora muy preocupada porque había oído que los suyos pretendían prohibir la Semana Santa. A mí me sorprende que haya gente que crea esas cosas. Pero, claro, si tenemos en cuenta que Jorge Fernández Díaz –exministro de Interior– ha confesado sin ruborizarse que Benedicto XVI le dijo que el diablo quería destruir España, lo de esta señora se queda en una anécdota.

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Juan Velarde

Delegado de la filial de Periodista Digital en el Archipiélago, Canarias8. Actualmente es redactor en Madrid en Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído