Y Camps consiguió su foto

(PD).- Hacía mucho tiempo que los guardaespaldas de la Casta Real no se liaban a empujones de tal manera con los fotógrafos y cámaras. Todo ocurrió en FITUR y a causa de un hecho imprevisto que aconteció en la caminata real por la exposición: la irrupción de Francisco Camps para llevarse a casa la preciada foto.

Los empujones para sacar a don Juan Carlos y doña Sofía de la aglomeración humana que se montó en FITUR fue de órdago. La imprevisión la pagaron sobre todo los más de doscientos fotógrafos y cámaras de televisión que intentaban captar el momento.

Todo ocurrió este miércoles en un expositor que no estaba previsto en el recorrido real: el montado por el presidente de Valencia, Francisco Camps, para promocionar el circuito urbano de fórmula-1 que pretende instalar en la ciudad que gobierna Rita Barberá.

Camps, cuentan los allí presentes, esperó a los monarcas en un punto distinto, junto a toda su estela de autoridades autonómicas y prensa regional. Y se armó el belén.

Todo el mundo allí presente terminó a empellones para conseguir las fotos. También los propios políticos se empujaban para salir junto a los Monarcas.

Al final los reyes salieron rápidamente del altercado, de donde salieron preocupados por el jaleo armado. Pero Camps, tal y como había pensado, salió de FITUR con la preciada foto en el bolsillo.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído