La Generalitat se gasta el dinero en promover el catalán en Islandia

(PD).- Y tiro porque me toca. Mientras la crisis asola los bolsillos de los españoles, las autoridades no escatiman en gastos en chorradas varias. En esta ocasión es de nuevo la Generalitat de Montilla. Quieren expandir la lengua catalana hasta Islandia, y para ellos han abierto una «Casal Catalá«.

Lo cuenta El Puntazo de La Razón:

La expansión del catalán fuera de nuestras fronteras ha llegado hasta Islandia. La Generalitat aprobó ayer instalar un «Casal Catalá» (Casa de Cataluña) en el país nórdico. La iniciativa es, cuando menos, voluntariosa. Poseído por un entusiasmo casi arrollador, no parece que el Palau de Sant Jaume, y más aún en tiempos de austeridad, haya hecho bien las cuentas: crear una embajada cultural en un país con 313.000 habitantes -cuando sólo Barcelona y metrópoli multiplican por diez esa cifra- parece una inversión gravosa y arriesgada.

Y sigue:

Además, en este momento los islandeses están sumidos en la peor crisis económica de su historia y da la impresión de que entre sus prioridades no figura precisamente declamar a Espriu en versión original. Si es caso, estarán urgidos por aprender el mandarín ante la subasta que los chinos abrieron en internet para comprar el país.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído