La puñalada trapera del comunista Cayo Lara al Rey

(PD).- Hay una norma no escrita entre la clase política española. Y ésa es que las conversaciones con el Rey no se comentan. La cumplen a rajatabla José Luis Rodríguez Zapatero, Mariano Rajoy, los ministros, los miembros de las mesas del Congreso y el Senado… Todos sin excepción hasta este martes.

Cayo Lara se plantó el lunes por la tarde en La Zarzuela para entrevistarse con Don Juan Carlos -invitado por éste- por primera vez desde que fue elegido coordinador general de Izquierda Unida. Desde el principio iba dispuesto a dar la nota: llevaba prendido en la solapa un pin con la bandera republicana, se olvidó oportunamente de ponerse la corbata y, al salir del encuentro, comentó que le había expuesto al monarca en su propia casa los planes de IU para implantar la III República en España, según informa El Semanal Digital.

Pero no contento con su minuto de gloria, este martes Lara decidió convocar una rueda de prensa para dar detalles de su conversación con el Rey. El coordinador de IU sacó pecho ante la prensa porque, según su versión, Don Juan Carlos le pidió que interceda ante los sindicatos para reconducir las conversaciones del acuerdo social, rotas antes del verano.

Una petición a la que él se mostró favorable, pero siempre y cuando ese pacto no sea «el que quieren los empresarios, de recorte de los derechos», sino un acuerdo de base social que garantice los derechos laborales y los recursos suficientes para no poner en peligro las pensiones. Según Lara, Don Juan Carlos ya tenía la versión de los empresarios sobre la ruptura -se reunió con el presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, al pasado 25 de agosto en Mallorca-.

Además, y siempre según la versión de una de las partes, el monarca le expresó su preocupación por la crisis económica y por la falta de entendimiento entre el PSOE y el PP en los grandes temas del Estado. Pero no sólo la economía se encuentra entre las preocupaciones del Rey, según pudo intuir Lara, sino que también está muy interesado en la sentencia que dicte el Tribunal Constitucional sobre los recursos contra el Estatuto de Cataluña y las repercusiones que pueda suponer en el Estado autonómico.

No será monárquico, pero tiene un motivo para darle las gracias a Don Juan Carlos, porque desde que fue elegido coordinador general de IU Cayo Lara nunca había suscitado tanto interés entre los periodistas como a raíz de su visita a La Zarzuela.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído