La “Autorización Familiar” y el juego político del PSOE para no hablar de los problemas reales de España

Pin parental: La explicación del presidente de Murcia en defensa de la medida de VOX que deja como asnos a la «caterva roba hijos»

 

Pin parental: La explicación del presidente de Murcia en defensa de la medida de VOX que deja como asnos a la "caterva roba hijos"

En el Palacio de San Esteban conocen bien la situación.

La polémica iniciativa que que lleva por nombre «Autorización Familiar», y que fue puesta en marcha desde el pasado mes de agosto en Murcia, extrañamente ahora pretende ser convertida en el centro de una batalla ideológica.

El presidente de esta región, Fernando López Miras, del Partido Popular, que incorporó en su gestión esta medida como parte del compromiso que asumió con Vox, ha comentado en una entrevista concedida a Onda Cero que, «la ministra lo que no ha dicho es que van a recurrir la instrucción que aprobó el gobierno de Murcia en agosto, estamos en enero, ¡en enero!».

“Creo que es una cortina de humo para que no hablemos de sus acuerdos con los separatistas y con los amigos de los etarras, los de Bildu… también para distraer lo que está haciendo el Gobierno de Sánchez de nombrar a una ministra como Fiscal General del Estado”, dijo el presidente de la Región de Murcia.

Según el nacido en Lorca, con esta política se está «respetando la constitución y el artículo 26 de la carta de derechos humanos de la ONU que habla de que la formación moral de los niños debe corresponder a los padres».

Pero a pesar de esto, los enviados de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias han querido tildar al «Pin parental» o «Autorización Familiar», como una medida que deja a los niños a merced de los padres malévolos, para ello han utilizado un argumento genérico: «Si los progenitores son fundamentalistas, homófobos o machistas, por ejemplo, con el pin parental, impedirán que sus hijos sean formados con valores de igualdad de género o de diversidad sexual», y a partir de allí se han aventurado a afirmar que los hijos «no son propiedad de los padres», como dijo la propia ministra de Educación, Isabel Celaa.

Un argumento tan falso como las promesas de socialistas de no pactar con separatismo ni con la extrema izquierda.

Y es que según explica López Miras, la «Autorización Familiar» no toca para nada el programa educativo que ofrecen las escuelas e institutos españoles, sino que pretende involucrar a los padres a conocer si sus hijos recibirán contenidos extracurriculares «por personas que nada tienen que ver con la docencia, con el colegio, con un instituto, que nada tienen que ver con una preparación dirigida a dar, clases a los niños», además de esto expresó el respeto máximo y reconocimiento a los docentes de España y de Murcia» porque a estos «se les presupone su neutralidad ideológica».

«Esta medida no afecta a la educación reglada, no afecta a la formación curricular, afecta solamente a aquellas actividades que van a impartir personas que no son ni profesores ni maestros, que son ajenos al colegio o al instituto.

«Los padres quieren saber que si alguien que no es el profesor, que no es docente y que no tiene nada que ver con el colegio de su hijo va al colegio a hablar con su hijo, yo creo que lo mínimo es que los padre lo sepan y los padres puedan decidir sobre eso”, sentenció.

La «Autorización Familiar» es una medida que encaja perfectamente con el Gobierno prometido por López Miras, quien al convertirse en presidente ya anunciaba un «gran gobierno de la libertad», con la finalidad de que los pudieran «ejercer sus derechos y sus libertades».

Autor

Jesús Mitchelle Torres

Licenciado en ciencias fiscales (ENAHP – IUT), especialista en auditoría de Estado (Universidad Simón Bolívar) y magíster en gerencia pública (IESA) con siete años de experiencia como auditor de Estado en Venezuela.

Booking.com

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído