Las manifestantes también increpan a Mónica Oltra y la acusan de “vender humo” a las mujeres trabajadoras

¡Jarabe democrático a Irene Montero!: La reciben en Valencia a gritos de «vividora» y «fuera»

La Ministra de Igualdad sufre un sonoro escrache feminista, donde han sido ellas quienes la han acusado de “financiar chiringuitos que no hacen nada por las mujeres”

Irene Montero recibió una ración doble de ‘jarabe democrático’ en Valencia.

Tras los abucheos a Pedro Sánchez al votar el 4M y en Granada, a Miquel Iceta en Bilbao y a Fernando Grande-Marlaska en Valladolid, ahora el turno ha sido para la ministra de Igualdad. Lo que demuestra que el descontento de la población contra el Gobierno PSOE-Podemos va mucho más allá que la Comunidad de Madrid.

Un grupo de mujeres decidió recibir a la pareja de Pablo Iglesias con un sonoro escrache, pero no se trata de un grupo de ‘fachas’ como probablemente dirán desde Podemos. Al contrario, fue una iniciativa organizada por el colectivo Frente Obrero, un partido comunista que considera que el Gobierno de España ha abandonado a las mujeres.

En el vídeo, que se ha vuelto viral en las redes sociales, se puede ver cómo acusan a Irene Montero de olvidarse de las mujeres en su gestión.

“Ahí está la vividora del Ministerio de Igualdad. Financiando los chiringuitos que no hacen nada por las mujeres”, se oye a una manifestante increpar a Irene Montero.

Lejos de escuchar las quejas de sus ‘hermanas’, la ‘marquesa de Galapagar’ las ignoró, lo que aumentó la indignación de los manifestantes: “¡Te la suda, eh, Irene Montero, te la suda! ¡No te importan nada las trabajadoras de este país!”.

A lo que agregaron: “¡Fuera! ¡No tenéis vergüenza! ¿Dónde estás con las familias? ¿Desahuciándolas? ¿Qué habéis hecho por las mujeres? ¡Sinvergüenzas, vendeobreros, fuera de aquí. Fuera vendeobreros de nuestros barrios!”.

La ministra de Podemos no fue la única que salió escaldada en Valencia.

Las mujeres críticas con el feminismo de Podemos y Compromís también reprocharon a Mónica Oltra, vicepresidenta de la Generalitat Valenciana, su gestión y su incapacidad por escuchar a los ciudadanos más necesitados.

“Me he quedado en la calle por su culpa, señora. Llevamos meses pidiendo una reunión. No se preocupa por la gente necesitada y su sistema no funciona. A mí me han atendido muy mal. Hemos puesto ya miles de quejas”.

Para evitar la polémica, Oltra pide que “no gritéis”.

Sin embargo, ya era tarde y las cámaras grababan el escrache:

“Os aprovecháis de los trabajadores. No es que hayáis abandonado la lucha de clases, es que nunca la habéis apoyado. Os dedicáis a hablar de símbolos y nimiedades y luego no os preocupáis de la realidad. ¿Qué opinas de las trabajadoras de Netalia [una empresa de limpieza], que llevan seis meses sin cobrar? Os dedicáis a vender humo, es una vergüenza lo que estás haciendo con las mujeres trabajadoras”.

“Venís aquí a Casa de la Dona [Casa de la Mujer], decís que os preocupáis mucho por las mujeres trabajadoras y luego vais de la mano de Irene Montero, que es otra que tal, su Ministerio de Igualdad no sirve para nada, sólo para financiar chiriguitos, igual que vosotros”, señalan estas mujeres frente a una Oltra que les pide “educación” por mostrar su rechazo a las políticas implementadas.

Las manifestantes no se dejaron amilanar y le respondieron a la cara:

“¿Qué educación si llevamos meses exigiendo una reunión? Les pedisteis los datos para buscarles una solución a través de los Servicios Sociales y les habéis denunciado”.

En este instante, un colaborador de la vicepresidenta regional intenta desacreditar a las manifestantes: “No es cierto”. Pero fue rápidamente zarandeado: “Sí que es cierto y a mí me daría vergüenza. Os estáis negando a reuniros con nosotros, no tenéis vergüenza. Os dedicáis a engañar a los trabajadores todo el rato”.

“Cómo os escondéis. Que como no hablamos en valenciano o en lenguaje inclusivo no lo entiendes, eh. A los trabajadores no les importa vuestro lenguaje inclusivo. Sólo habláis de chorradas mientras la gente sufre miseria en las calles. No hacéis nada de lo que prometéis, echáis a la gente mientras decís que no hay desahucios. Habláis de Ingreso Mínimo Vital y es todo mentira. La gente sigue viviendo en la calle y sigue pasando hambre”, denunciaron.

Con un pie fuera de Moncloa

Las manifestaciones públicas de rechazo contra Pedro Sánchez, Miquel Iceta, Fernando Grande-Marlaska y ahora Irene Montero se están viendo reflejadas en las encuestas que colocan al PSOE-Podemos con un pie fuera de Moncloa.

Si hoy se celebrasen elecciones generales, a tenor de la encuesta de Hamalgama para OKdiario, el PP, con 113 escaños, sería la fuerza más votada y podría gobernar con los 67 asientos en el Congreso de los Diputados que obtendría VOX.

Ambos partidos sumarían 180 escaños, lo que da al centroderecha una cómoda mayoría absoluta.

La formación de Pablo Casado obtiene el 27,7% de los votos, seis puntos más que en noviembre de 2019, lo que le permitiría pasar de los 91 escaños actuales a los 113 citados.

Y el incremento del PP, que devora a C’s, no sería en detrimento de VOX, que registra un notable ascenso al pasar de 52 a 67 diputados.

El partido de Santiago Abascal recoge el 10% de los votantes que tuvo el popular Casado en 2019 y se lleva casi el 8% de los nuevos votantes o abstencionistas de hace dos años, que están más motivados que nunca y en esta ocasión acudirán a las urnas en cuanto tengan ocasión.

Por lo que respecta a la izquierda y sus compinches más extremistas, todo son malas noticias, salvo para los errejonistas de Más País.

El PSOE se vería abandonado por más de medio de españoles y caería de 120 a 99 escaños.

El declive de los socialistas vendría provocado por el hecho de que casi el 3,2% de sus votantes se marcharía ahora a la abstención, el 5,5% se pasaría al PP y el 1,1% a VOX.

El PSOE no logra un solo voto de Ciudadanos, algo que ya ha sucedido en la Comunidad de Madrid, y el 18% de los nuevos abstencionistas serán españoles defraudados con Sánchez tras haberle votado.

El PSOE de Sánchez perdería 21 escaños (obtendría 99) y medio millón de votos.

Pésimo horizonte para Sánchez, porque su descenso en picado es paralelo al de sus socios de Gobierno. Podemos, ya sin Pablo Iglesias, perdería 12 de sus 35 escaños, que en buena parte irían a Más País, el partido de Errejón.

OFERTAS ORO

¡¡¡ DESCUENTOS ENTRE EL 41 Y EL 50% !!!

Una amplia variedad de las mejores ofertas de nuestra selección de tiendas online

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

José Antonio Puglisi

Periodista italovenezolano especializado en economía y periodismo de investigación.

Lo más leído