PNV se ofrece como interlocutor para un diálogo multilateral, aunque no sea necesariamente una mesa de partidos

El presidente del EBB del PNV, Iñigo Urkullu, ofrece a su partido como «interlocutor» con el mundo abertzale y no abertzale para que se pueda producir un diálogo, aunque no se concrete, necesariamente, en una mesa multipartita. Además, ha afirmado que la formación nacionalista mantendrá «las exigencias» de cumplimiento íntegro del Estatuto de Gernika porque López es «un delegado del Gobierno».

En una entrevista concedida a la emisora Onda Vasca, recogida por Europa Press, Urkullu ha recordado que él ha hablado de un diálogo multilateral» en el que es necesario «sembrar» una relación entre las formaciones políticas «siendo muy conscientes de cuál es el punto de partida de cada una de las formaciones políticas» tras las experiencias vividas.

«Yo me ofrezco, como PNV, en la capacidad de interlocución que tenemos con el mundo abertzale y con el mundo no abertzale, para hacer esa labor», ha propuesto.

En este sentido, ha señalado que esa voluntad de interlocución para la pacificación y normalización viene recogida en la propuesta ‘Ados’ de su partido, dentro de una voluntad que el PNV mantiene «sin afán de protagonismo».

El líder del PNV ha reconocido que le «avanzó» al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, algunas de las cuestiones que contempla la propuesta ‘Ados’ en lo referente a la pacificación.

«Necesitamos tiempo para la paz, para profundizar en la normalización política, en la convivencia política en Euskadi y esto exige también poder disponer de ese tiempo basado en lo que es la legislatura de Rodríguez Zapatero. El tiene la sartén por el mango en cuanto a que quiera aprobar unos Presupuestos que le hagan poder agotar la legislatura en el Estado español. Nosotros vamos a negociar los Presupuestos mirando lo que afecta a Euskadi», ha explicado.

En este sentido, ha indicado que el PNV estará pendiente de lo que «afecta a Euskadi», incluidas «algunas otras transferencias», así como a la estabilidad económica e inversiones.

Urkullu ha advertido de que, en caso de que se logre el acuerdo presupuestario y el presidente del Gobierno central pueda agotar la legislatura, nos encontraríamos «ante un tiempo que él no debería desaprovechar» para «asentar un proceso de pacificación».

Asimismo, ha considerado que esta cuestión se la habrá comentado Zapatero a Patxi López y ha señalado que cree que el lehendakari y el PSE-EE son «conscientes» de ello.

El líder nacionalista ha destacado que cree que López es «consciente de cuál es la vocación del PNV para hablar de todas estas cuestiones», aunque «sin micrófonos, sin necesidad de cámaras» para «intentar llegar a diagnósticos compartidos, no solamente entre los abertzales, sino también entre quienes no son abertzales para pensar en qué es lo que podemos hacer todos».

Urkullu ha señalado que el PNV «pone sobre la mesa todo su bagaje» político, aunque ha advertido de que él no ha concretado, en ningún momento, que el diálogo tenga que «concretarse en una mesa de partidos».

PGE

El presidente del PNV ha reconocido que «no le gusta» tener que negociar el traspaso de transferencias a Euskadi cuando el Gobierno central tiene necesidad de los votos de su partido en el Congreso, puesto que el Estatuto de Gernika es una Ley Orgánica y debería de estar ya cumplida.

«Pero las circunstancias son las que son, el ejercicio por parte del PSOE y del PP, y desgraciadamente del PSE y del PP vasco, es éste, el del no compromiso con el cumplimiento íntegro del Estatuto de Autonomía de Gernika, aún cuando sean ya 31 años de su aprobación», ha recordado.

Urkullu ha destacado que en las competencias aún no transferidas hay «herramientas para hacer que Euskadi sea cada vez más Euskadi», algo que el PNV debe aprovechar, por ejemplo, en la actual negociación de los Presupuestos Generales del Estado.

Además, ha afirmado que mantendrá las «exigencias» de cumplimiento íntegro del Estatuto de Gernika, que, a su juicio, debería mantener también el lehendakari. «Mientras el lehendakari sea un delegado del Gobierno de España, en lugar del lehendakari que defiende los intereses de los vascos y vascas, él sabrá cuál es el ejercicio que hace», ha criticado.

Respecto a la posibilidad de que López y Rodríguez Zapatero pudieran alterar el acuerdo logrado entre PNV y PSOE sobre la transferencia de las políticas activas de empleo, ha subrayado que no cree que pueda darse y ha recordado que hay «documentos» que recogen el entendimiento alcanzado entre nacionalistas y socialistas.

ACUERDO

Preguntado por el acuerdo firmado el sábado en Gernika por la izquierda abertzale, Aralar, EA, Alternatiba y AB, ha afirmado que «en absoluto» se le ha ofrecido al PNV la posibilidad de sumarse a dicho texto, ya que, incluso, en reuniones mantenidas, su partido planteó «directamente» si era necesario para hacer las veces de «paraguas» y se les comentó que no lo necesitaban.

«Se nos ha contestado a esta pregunta: ‘No, no necesitamos. Es un proceso unilateral, es un proceso que lo queremos cuidar nosotros por nuestra cuenta’. Luego, se ha visto que ha habido una suma de formaciones políticas, lo que entendemos que esa suma es el deseo que ya desde hace años la autodenominada izquierda abertzale o la izquierda abertzale no emancipada (de ETA) tenía de que se fuera conformando esa suma de fuerzas nacionalistas en la que no estuviera el PNV, porque el objetivo manifiesto por parte de la autodenominada izquierda abertzale es, en todo momento, suplir al PNV», ha asegurado.

Respecto al mundo de Batasuna, ha explicado que la considera izquierda abertzale «no emancipada» de la banda armada porque «no le ha dicho a ETA lo que le tiene que decir», puesto que, en el citado acuerdo firmado el sábado en Gernika, «le ha pedido voluntad, le ha pedido disposición en un juego» de «escenificación para ver quién llega antes que el otro», cuando saben «el uno y el otro qué es lo que van a hacer».

Además, Urkullu ha criticado que se hable de alto el fuego de ETA cuando la banda se sigue aprovisionando y extorsionando, por lo que ha reiterado su exigencia de «un cese definitivo» o, «en su caso, una disociación manifiesta del mundo de la autodenominada izquierda abertzale en relación a ETA».

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído