La Mesa del Congreso zanja el reparto de despachos y mantiene el número global de asistentes en 204

La Mesa del Congreso de los Diputados se reunió hoy para resolver diversos asuntos de régimen interno. Según explicó la vicepresidenta primera, Celia Villalobos, ha quedado zanjado el reparto de despachos y la asignación de asistentes, que se mantiene en 204, al igual que la pasada legislatura.

Villalobos agradeció a los grupos parlamentarios su disposición a llegar a acuerdos en estas cuestiones, en especial de los grupos más grandes, y pasó por alto las quejas del Grupo Mixto que ha protestado por entender que no tendrá medios suficientes para desarrollar su trabajo.

Están ya asignados los lugares que ocuparán los distintos grupos en el Hemiciclo. Desde el punto de vista de la presidencia, el bloque de la izquierda corresponderá al PSOE, el de la derecha y buena parte del central, al PP, y el resto del central a CiU y PNV en las primeras filas y al Grupo Mixto en la parte alta.

El reparto interno de los puestos en el Mixto está generando problemas dentro del grupo, porque los siete diputados de Amaiur no quieren quedarse en el «gallinero», nombre con el que se designan los bancos de la última fila.

En total, el Congreso mantendrá los 204 asistentes que tenía en la pasada legislatura, frenando en seco el paulatino incremento de asesores que comenzó hace 12 años para intentar que a cada diputado le correspondiera un asistente.

Según Villalobos, la actual situación económica no permite continuar por esa senda. De mayor a menor, el PP contará con 91 asistentes, el PSOE con 72, CiU con 11, IU con nueve, UpyD con cuatro, PNV con cuatro y 13 para el Grupo Mixto.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído