Política
La asesina del GRAPO Carmen López Anguita y Pedro Santisteve, alcalde de Zaragoza por Podemos. EP

Aquí ya no cabe un tonto más. No sólo porque hay mamarrachos que los aplaudan, alegando que es el derecho a la libertad de expresión, sino porque se consiente y políticos, jueces y periodistas miran acobardados para otro lado (Las caras de los tres GRAPO que secuestraron y dejaron morir a Publio Cordón).

El Ayuntamiento de Zaragoza, presidido por Pedro Santisteve, de Zaragoza en Común -marca blanca de Podemos en la capital maña para las municipales de 2015- ha cedido un local municipal para la celebración de las jornadas Noviembre Antifascista que, bajo el lema "1978-2018: 40 años maquillando el fascismo", ha invitado a la asesina de los GRAPO Carmen López Anguita como ponente.

López Anguita, con nueve muertes a sus espaldas, es presentada como "ex-presa política antifascista" para dar una charla a las 18.00 horas de este sábado junto al antiguo defensor de su grupo terrorista Juan Manuel Olarieta, a quien se lleva por su condición de "abogado y represaliado político".

La Asociación que promociona las charlas en las que intervendrá la asesina de los Grapo con 9 muertes, 61 heridos y 385 años de prisión a sus espaldas se denomina ‘Dale vida al Luis Buñuel’ (El terrorista del Grapo que le lleva la maleta al asesino etarra).

Esta asociación ‘okupó’ el centro Luis Buñuel en Zaragoza y el Ayuntamiento podemita de Santisteve lejos de expulsarla, se lo asignó a dedo para que hiciera las actividades que quisiera en él. Por si fuera poco, el alcalde podemita Santisteve la ha regado con más de 1 millón. Y, como colofón, el propio alcalde fue fundador de la asociación que se ha lucrado con fondos públicos asignados por él mismo (La exmiembro del grupo terrorista "GRAPO", Encarnación León Lara, ocupa una mesa en las Elecciones Andaluzas).

Como cuenta Carlos Cuesta en OKdiario este 10 de noviembre de 2018, la historia de esta asociación se encuentra ya en trámite judicial. Algo que no ha frenado a los podemistas de Zaragoza En Común (ZEC) para respaldar la celebración de una charlas que ya han sido denunciadas por el PP ante la Delegación de Gobierno por incitación al odio y enaltecimiento del terrorismo.

Desde 2008-2009 las asociaciones vecinales del Casco Histórico de Zaragoza ligadas a la extrema izquierda no han dejado de medrar. Entre ellas se encontraba una de las más activas: Lanuza-Casco Viejo, uno de cuyos componentes más destacados era Pedro Santisteve (Condenados a 30 años de cárcel dos viejos grapo por el secuestro de Publio Cordón ).

Fue esta asociación la que empezó a pedir que el edificio sin uso del antiguo instituto Luis Buñuel fuera recuperado como “centro social”. En concreto, en junio de 2009 -hace dos legislaturas, con Belloch de alcalde-.

El concejal de Izquierda Unida, José Manuel Alonso, se proclamó de inmediato defensor de ese proyecto y pidió en una moción aprobada en Pleno la reversión del edificio. Y todo ello, pese a que el edificio en cuestión es una propiedad municipal cedida al Gobierno de Aragón para hacer un instituto.

En junio de 2013, aún con Belloch como alcalde gracias al apoyo de IU y CHA, el Gobierno de Aragón aprobó la reversión y el edificio volvió a ser municipal. Su gestión fue transferida a la Oficina del Plan Integral del Casco Histórico: el valor contable oficial del edificio era de nada menos que 2,9 millones de euros.

En noviembre de 2013, la asociación Dale Vida al Luis Buñuel -integrada por varios colectivos, sobre todo por la Lanuza-Casco Viejo de Santisteve- fundan la Asociación Centro Social Comunitario Luis Buñuel. Pedro Santisteve fue nombrado vicepresidente.

Ese mismo año, sin mediar ningún tipo de documento, reciben las llaves del edificio y empiezan a ocuparlo de forma consentida y a hacer todo tipo de eventos y actos sociopolíticos con música y comida sin el más mínimo control.

Empiezan a dar también cursillos por los que recaudan dinero. Y todo ello en medio de las crecientes protestas de los vecinos por ruidos y molestias, y hasta del resto de asociaciones vecinales, que empiezan a reclamar el desalojo del edificio y que se convierta en en un centro cívico municipal para todos los ciudadanos,

En febrero 2014 empieza el riego de dinero. El Gobierno de Zaragoza (PSOE-IU-CHA) encarga a Zaragoza Vivienda adecuar la planta baja del edificio para fines sociales. Se gastan 318.000 euros en obras, estando ya ocupado. En septiembre de 2015, con el nuevo gobierno local de ZEC, Zaragoza Vivienda entrega las llaves del edificio a la concejal de ZEC Elena Giner (vocal del CSC Luis Buñuel en su fundación) una vez acabadas las obras. El edificio ha seguido ocupado ininterrumpidamente desde 2013.

En julio de 2016, la asociación solicita formalmente la cesión de uso del edificio que ya ocupa desde 2013 y la concejala podemita Teresa Artigas pide a los servicios municipales un proyecto de adecuación del patio del Luis Buñuel: otros 231.000 euros. En marzo de 2018 el propio Santisteve firma un convenio de cesión gratuita del edificio con el CSC Luis Buñuel y aprueba el decreto de cesión.

En mayo de 2018 el PP pone sus servicios jurídicos a disposición de las asociaciones vecinales opuestas a la cesión a dedo del edificio. Y se eleva una demanda contenciosa para pedir la nulidad de la cesión que está en curso. En septiembre de 2018 se redacta un proyecto de adecuación por valor de 770.000 euros, triplicando el coste del estudio previo.

Y todo ello ha servido para que el centro Luis Buñuel organice charlas como la de este sábado, donde el plato estrella es la participación de Carmen López Anguita, miembro de los Grapo y condenada a 385 años de prisión por el atentado en la cafetería madrileña California 47 que causó nueve muertos y 61 heridos en 1979.

Las jornadas llevan el título genérico de “1978-2018: 40 años maquillando el fascismo” y cuentan, además, con la participación del abogado de los Grapo Juan Manuel Olarieta y del rapero preferido de los podemitas, Pablo Hasel, condenado por enaltecimiento del terrorismo.