Titulado 'Historia de un madero rechazado', fue publicado por el colectivo 'Alde Hemendik', que en sus ratos libres se dedican a quemar muñecos vestidos de guardias civiles

El vídeo oculto por la canalla batasuna que inspiró la paliza a los guardias civiles en Alsasua

La escena se grabó muy cerca de la calle García Ximénez, donde se ubica el bar 'Koxka' escenario de la brutal agresión

La dinámica ‘Alde Hemendik’ (Fuera de aquí), se desarrolla bajo la denominación de ‘Ospa Mugimendua’, un colectivo radical de la izquierda abertzale que inició sus acciones el 3 de septiembre de 2011 con un acto denominado el ‘Discurso del Rey’. (Bildu puso la semilla del odio contra la Guardia Civil en Alsasua: «Me cago en vuestras putas calaveras»).

Un año después, y con el nombre de ‘Ospa Eguna’ (‘Día de la Huida’), empezaron a realizar con total impunidad actos en los que se realizan representaciones y parodias contra la Guardia Civil, aunque también contra símbolos del Estado, como quemas a mansalva de muñecos vestidos de guardias civiles. (La madre de un Guardia Civil de Alsasua deja helado a Alsina: «Le mataron a patadas»).

Los mentados, -y mientras la entonces alcaldesa de Alsasua, Garazi Urrestarazu, de Bildu, se hacía la loca-, grabaron en el año 2012 una ‘videoguía’ bajo el título de ‘Historia de un madero rechazado’, escenificación en clave de parodia que según fuentes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, ha podido servir como inspiración para la paliza que sufrieron dos guardias civiles en la citada localidad navarra en octubre de 2016, cuyos hechos se están juzgando ahora en la Audiencia Nacional. (El estremecedor relato de los guardias civiles agredidos en Alsasua: «Esa sensación de odio no la he sentido nunca)

En el mismo, rescatado por ‘Navarra Confidencial‘, ya se contemplaba dar un escarmiento a policías en un bar para echarles del pueblo. Así, una voz de fondo con acento andaluz narra lo sucedido mientras una pareja de falsos agentes pasea por la villa delante de una taberna.

Por lo que se aprecia en las imágenes, se trata de la Gautxorri Taberna, ubicada en la calle Zubeztia de Alsasua, a menos de 200 metros de la calle García Ximénez donde se ubica el bar Koxka, escenario de la agresión a los agentes de la Guardia Civil:

«Cuando llegamos a este pueblo, fuimos fácilmente aceptados, aunque la gente nos miraba mal. Solíamos entrar en los bares y la gente no nos decía nada. Pasábamos las noches bailando y bebiendo.

Pero un día, unos jóvenes se acercaron a nuestro bar, y después de unos empujones y unas grandes instrucciones, nos tuvimos que ir de aquel bar y decidimos irnos de aquel pueblo para siempre y no volver».

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído