El secretario general asume la responsabilidad de una campaña que, sin embargo, fue teledirigida desde Moncloa

El ‘efecto Ayuso’ depura Madrid: primero huye Iglesias, ahora dimite el socialista José Manuel Franco

La contundente victoria electoral de la presidenta de la Comunidad de Madrid está generando un ‘terremoto’ dentro de Podemos y PSOE

El ‘efecto Ayuso’ depura Madrid: primero huye Iglesias, ahora dimite el socialista José Manuel Franco
Isabel Díaz Ayuso, Pablo Iglesias y José Manuel Franco PD

El ‘efecto Isabel Díaz Ayuso’ sigue depurando la política de la Comunidad de Madrid.

La contundente victoria electoral de la ‘popular’ generó un sismo inmediato en Podemos que conllevó a la salida de la política de Pablo Iglesias. Sin embargo, aún existen replicas que están sacudiendo a la izquierda y que golpean con fuerza al PSOE.

Tras el vergonzoso sorpasso por Más Madrid a Ángel Gabilondo (que pasó de ganar en 2009 a ser la tercera fuerza política de la comunidad), los socialistas hallaron a su primer ‘culpable’: José Manuel Franco.

El secretario general asume los desastrosos resultados y renuncia “con efecto inmediato”. Sin embargo, se trata de la única demostración de autocrítica en un PSOE que apostó por la descalificación de los votantes de Ayuso, a pesar de que una importante parte de ellos fueron electores socialistas en los anteriores comicios.

Utilizar a José Manuel Franco como ‘cabeza de turco’ le sirve a Pedro Sánchez y al PSOE-Madrid para salvar a su eterno candidato Ángel Gabilondo, quien no asumirá ninguna consecuencia política a pesar de ser la cabeza de lista socialista.

Sin embargo, los temblores dentro del PSOE-Madrid no cesan. La salida de Franco deja abierta la puerta a una futura lucha por el liderato, en la que Juan Lobato, alcalde de Soto del Real y Mónica Carazo, vicealcaldesa de Rivas son los principales aspirantes.

El fracaso de la ‘estrategia Sánchez’

La dimisión de Franco también está disparando el malestar interno del partido socialista en Madrid, quienes ven con indignación que salga el secretario general por una campaña electoral que fue dirigida por Pedro Sánchez y su equipo en Moncloa.

No en vano, detrás de la campaña de Gabilondo estuvieron los planes y recomendaciones del jefe de Gabinete de Pedro Sánchez, Iván Redondo, y su adjunto Paco Salazar. De ahí que exista un gran nerviosismo en el PSOE, que ve cómo Madrid puede ser el inicio de un revés electoral que les llevaría a salir de la presidencia.

Es importante recordar que es la primera vez que los madrileños se pronuncian en las urnas sobre el Gobierno socialcomunista tras año y medio de estados de alarma, confinamientos, cierres, muertes y ruina económica por culpa de un virus del que España no iba a tener “más allá de algún caso”.

El resultado fue más que demoledor: los socialistas se han dejado 300.000 votos en el camino respecto a los comicios de 2019, lo que se ha traducido en la pérdida de 13 escaños, de 37 a 24.

Una tendencia que, a pesar de ser negada desde el nerviosismo de Moncloa, podría irse expandiendo por otras Comunidades Autónomas. Más aún, cuando los socialistas optan (junto a sus socios de la extrema izquierda) por insultar a todos los que voten contra una opción diferente.

Gabilondo no recogerá el acta de diputado

El candidato del PSOE en las elecciones del 4M Ángel Gabilondo no recogerá el acta de diputado tras el fracaso histórico de la formación.

Según fuentes próximas al político madrileño, Gabilondo no recogerá el acta. El dirigente socialista se encuentra actualmente en observación en el hospital Ramón y Cajal debido a una arritmia cardíaca.

La decisión se conoce después de que el secretario general del PSOE en la Comunidad de Madrid José Manuel Franco presentase su dimisión.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

José Antonio Puglisi

Periodista italovenezolano especializado en economía y periodismo de investigación.

Lo más leído