EL PERIODISTA JOSÉ ALEJANDRO VARA DETALLA LA METAMORFOSIS DE LA REINA

Letizia, la figura que emerge de la pandemia para salvar a la Corona en plena campaña contra ella

"Ha surgido una Reina distinta, más cercana y más auténtica"

Felipe VI trata de hacerlo lo mejor posible para zafarse de una campaña de desprestigio con varios flancos afectados; el último de ellos, muy difícil de tapar, con su padre como protagonista. 

Pero con lo que no contábamos ya en España era con el resurgir de la Reina como una figura totalmente diferente. Quizás siempre fue la misma, pero ahora de pronto resplandece con otra luz. Letizia ha cambiado con la pandemia sufrida por todos los españoles, y se muestra distinta, un auténtico aliento para la dañada Corona que da esperanzas a los monárquicos que creen en Felipe VI.

El análisis llega de la mano del periodista José Alejandro Vara, que arranca explicando lo mal que lo tuvo en los comienzos en Zarzuela la recién llegada Letizia:

Le hicieron el traje de la bruja del cuento. Personaje antipático, altivo, manipulador. Letizia Ortiz no tuvo fácil su aterrizaje en La Zarzuela.

A partir de ahí, detalla Vara la metamorfosis de la Reina:

Le llovieron críticas y reproches. Le inventaron historias, le imaginaron cuentos y hasta le sacaron cantares. […]

 

Todo ha mutado con la pandemia. Todo ha dado un vuelco tan superlativo que parece que nos encontramos ante otra Reina. Han pasado demasiadas cosas y demasiado graves en muy poco tiempo. El terremoto de la ‘tocata y fuga’ del rey emérito, el visceral ensañamiento con la Corona desatado desde el riñón mismo del Ejecutivo, con la pasividad cómplice del propio presidente del Ejecutivo. La metamorfosis de doña Letizia se ha acompasado a esta espídica aceleración de acontecimientos.

 

El luto, la ropa oscura, la exhibición de las canas, el maquillaje apagado han sido la norma en el ‘look’ de la Reina en las largas semanas de confinamiento, encerrada en Palacio, siempre junto al Rey… […] Tocó luego el fatigoso recorrido por España, un ejercicio necesario pero en parte inútil, dado el desapego de los medios públicos, TVE en especial hacia toda iniciativa impulsada desde la Zarzuela. Plaza a plaza, pueblo a pueblo, se nos mostraba una Reina de gesto austero, silenciosa, amable, casi humilde, ajena a ese permanente estado de tensión tan enojoso y tan suyo… «Acércate más a la barra», le dijo quedamente al Rey y se convirtió en la frase estrella de la turné.

Finalmente, remacha Vara con su idea de la metamorfosis de la Reina para bien de la Casa Real:

Ahora que la Corona peligra, que la continuidad dinástica se tambalea, que un Juan Carlos encorinado y burlón se mofa de todos desde su refugio árabe, que Sánchez quiere ocupar la plaza de jefe del Estado, que los radicales aúllan y la derecha no se entera, la gran noticia para para la Institución ha sido el espectacular renacimiento de doña Letizia, el inesperado hallazgo de una Reina distinta y luminosa. Siempre estuvo allí pero no siempre se supo. O no siempre lo hizo bien. O no siempre mostró tan intensa convicción. Es la imprescindible pieza que faltaba para componer un mosaico que tantos pretenden dinamitar.

La imagen y la concepción que se tiene de la Reina ha cambiado absolutamente. Recuerden, como muestra, una de las imágenes más reconocidas y que más daño hicieron a Letizia en los últimos años: aquel vídeo en el que no dejó a la reina emérita, Sofía, fotografiarse con sus nietas. Un esperpento. 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído