Elena Valenciano, Política Internacional y Cooperación PSOE

«Posiblemente haya que reforzar con seguridad privada los barcos»

Informes de las Fuerzas Armadas desaconsejan militares a bordo

No tenemos capacidad de vigilar individualmente cada barco

126 ataques y 44 secuestros en un año. Este es el balance pirata en la región del Océano Índico donde permanece secuestrado el atunero español Alakrana. Se habla mucho estos días de que militares en los pesqueros podría ser una solución que, sin embargo, desaconsejan reiteradamente informes de las Fuerzas Armadas. La secretaria de Política Internacional del PSOE lo explica con el símil de que si la Policía controla la seguridad pública, es la seguridad privada la que se encarga de las empresas.

¿Qué mensaje enviar a los pescadores españoles destinados a la zona controlada por los piratas que temen por su integridad?

Todos conocen una serie de medidas y normas de seguridad que hay que adoptar. Una medidas en las que la Unión Europea está comprometida. La seguridad nunca es total por la extensión tan grande de mar de la que estamos hablando. Pero sí es cierto que se han reforzado todos los mecanismos de seguridad que se pueden adoptar.

Da la impresión que, hasta ahora, cada país actúa por su cuenta contra los piratas. ¿Falta todavía una acción común de la UE al respecto?

Estamos empezando todavía. La operación Atalanta que tenemos en marcha tiene a penas un año de vida. Y digo apenas porque con respecto a la seguridad marítima todavía hay mucho que desarrollar en el seno de la UE. Son fenómenos nuevos con estrategias que hay que ir midiendo.

Es evidente que no es suficiente lo que estamos haciendo para garantizar la seguridad total. De todos modos la inseguridad en esa costa es consecuencia de la falta de control de lo que sucede en la tierra. Y a Somalia, un país sin Estado, es muy difícil pedirle nada. Por eso hay que trabajar en Somalia y lleva tiempo.

Diplomacia, inteligencia, desarrollo, política exterior y Fuerzas Armadas. ¿Cuál de estas cinco «patas» es la más débil?

Lo más difícil es conseguir que Somalia tenga algún control sobre este sistema de delincuencia.

Mientras eso no llegua…

Hay un compromiso muy claro de las Fuerzas Armadas con respecto a la vigilancia de esas aguas. Pero hay que tener en cuenta qué capacidad tienen para controlar esa situación totalmente. Sino habría que reforzar con seguridad privada los propios buques.

Costeada por los armadores.

No lo sé. Este es un proceso de trabajo que, como digo, está abierto. Hay que evaluar todos estos factores. Para ello, España ya ha informado de su intención de que (durante su presidencia) la UE organice un encuentro en el que se trate exclusivamente el problema de la piratería.

Se habla mucho estos días de la necesidad de modificar la normativa para que pueda haber militares a bordo de los pesqueros, al menos en esa zona.

España no es partidaria de esta solución por los informes que tenemos de las Fuerzas Armadas y porque sería prácticamente imposible.

¿Por qué?

La Policía patrulla las calles y controla la seguridad pública y las empresas privadas vigilan dentro los establecimientos. Este es el símil.

No tenemos capacidad, ni nosotros ni ningún país, de vigilar individualmente cada barco o cada empresa privada que se dedique a una actividad que entraña riesgo.

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído