"Alguno llegó a cobrar hasta 900.000 euros"

Blanco le declara la guerra a los controladores aireando sus sueldos

Suprimirá los de los aeropuertos con menos tráfico

El ministro ha señalado que la mayoría de la sociedad está de acuerdo con esta racionalización

Los controladores españoles cobran «casi el triple» que los británicos –con una media de 334. 000 euros en 2008– y pese a su «excesivamente baja productividad», «aunque alguno llegó a cobrar hasta 900.000 euros por acumulación de horas extras», según explicó Blanco. «No es posible que tengamos 713 controladores que cobran entre 340. 000 y 540. 000 euros», insistió el ministro, que advirtió de que el Estado «no puede pagar a precio de oro las horas extra».

Por este motivo ha apelado a los controladores a que suscriban un «particular compromiso» con el objetivo de «racionalizar sus condiciones de trabajo» equiparándolas a sus homólogos europeos, con el objetivo de equilibrar las cuentas de Aena y ofrecer «tarifas más competitivas». El ministro ha señalado que la mayoría de la sociedad está de acuerdo con esta racionalización, para lo que hay que esperar que en breve haya un acuerdo entre Aena y los controladores.

NUEVO MODELO

Los aeropuertos españoles con menos de 50 operaciones diarias, cerca de una docena, contarán con un sistema automatizado de control aéreo que sustituirá la figura del controlador, ha anunciado el ministro de Fomento, José Blanco, en plena polémica por la huelga encubierta de este colectivo y sus cuantiosos sueldos.

Esta medida tiene el objeto de reducir los costes y las tasas de navegación aérea -y, de rebote, los billetes-, ya que permitirá «ocupar a los controladores en los aeropuertos en los que son estrictamente necesarios». Varios aeródromos canarios, como los de El Hierro o La Gomera, podrán ser objeto de una «primera experiencia» piloto de este sistema. Otras instalaciones en las que se estudia implantar son Pamplona, Huesca, La Rioja, Ciudad Real y Burgos.

Durante su comparecencia en el Congreso para explicar el nuevo modelo de gestión aeroportuaria, Blanco ha señalado que la implantación del sistema automatizado de control aéreo se hará en los aeropuertos con menos de 50 operaciones diarias pero «unas magníficas infraestructuras», en los que se colocarán los sistemas Afis, que permiten que funcione el aeropuerto sin controladores físicos y que están previstos por OACI (Organización de Aviación Civil Internacional). Este sistema automatizado estará controlado siempre por un técnico de Afis, que por ejemplo informarán a los pilotos de condiciones atmosféricas, según establece la OACI, según fuentes de Fomento. Estos técnicos tienen menor cualificación que los controladores y un sueldo mucho menor.

PRECIO DE LOS BILLETES

Blanco ha afirmado que se va a potenciar también el SACTA (Sistema Automatizado para el Control del Tráfico Aéreo), que ha alcanzado un alto nivel de calidad. De hecho, uno de cada tres vuelos en el continente europeo son controlados por sistemas desarrollados por empresas españolas. Para llevar a cavo sus planes, el ministro ha apelado a la colaboración de los controladores para «racionalizar sus condiciones de trabajo» y ha dicho que así se reducirá el coste de la navegación aérea, lo que tendrá «una clara repercusión en el precio de los billetes». Para el titular de Fomento, el elevado coste de la navegación aérea en España se debe a la baja productividad y a la limitada capacidad aérea de Aena para mejorar «el deficiente sistema de organización de trabajo».

Esta situación obliga a compensar las altas tasas de navegación con el establecimiento de tasas aeroportuarias muy por debajo de la media europea, lo que a su juicio «genera un déficit de explotación que debemos abordar cuanto antes» y que ha cifrado en 300 millones de euros en 2009.

Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído