Para el columnista de ABC, Zapatero es un 'ciego con pistola' que dispara al azar con cada medida que anuncia y deja víctimas colaterales hasta en sus propias filas

Ignacio Camacho: ‘Nunca se había visto un espectáculo así. Un descalzaperros semejante de aturdimiento y zozobra’

'El sainete de la congelación de los créditos municipales ha superado cualquier parodia posible de incoherencia'

Ignacio Camacho: 'Nunca se había visto un espectáculo así. Un descalzaperros semejante de aturdimiento y zozobra'
Ignacio Camacho

Nada desgasta ni ridiculiza más al Gobierno que su propia y reiterada demostración de incompetencia

El ganador del último premio de periodismo Mariano de Cavia, Ignacio Camacho, publica este jueves un artículo en ABC —Un ciego con pistola— en el que un día más, tira con posta contra la descordinación, descomposición y el caos político del gobierno de Zapatero.

Para el ex director de ABC, el presidente ‘da tumbos en todas direcciones sembrando la confusión y el pavor como un ciego con una pistola’.

Cada medida que anuncia es un disparo al azar que deja víctimas colaterales hasta en sus propias filas.

El desconcierto es absoluto y la sensación de desbarajuste se parece mucho a un vacío de poder. Las rectificaciones y pasos en falso se suceden en cuestión de horas, en una secuencia inverosímil de errores encadenados que tienen la fabulosa propiedad de superarse a sí mismos en tiempo récord.

Para Ignacio Camacho, nunca en nuestro país se había dado una situación de este tipo con un espectáculo así, un descalzaperros semejante de aturdimiento y zozobra.

La oposición podría irse de vacaciones; nada desgasta ni ridiculiza más al Gobierno que su propia y reiterada demostración de incompetencia.

En medio de esta descompostura de torpezas incongruentes, propuestas inmaduras y contradicciones alborotadas, el sainete de la congelación de los créditos municipales ha superado cualquier parodia posible de incoherencia.

El columnista de ABC asegura en su artículo que el ejecutivo de zapatero es eun ‘mal gobierno en la acepción más rigurosa del término’:

Decisiones erráticas, desaciertos disparatados, enmiendas express, gestión descuidada, ausencia de criterios, impericia administrativa, falta de armonía, incapacidad de diálogo, autismo pertinaz y, sobre todo, una atmósfera de ofuscación trastornada que produce el inquietante desasosiego de un piloto en prácticas ante una emergencia de seguridad.

En circunstancias menos dramáticas, podría resultar hasta divertida esta acumulación de despropósitos propia de una comedia bufa, de un vodevil político. Pero estamos ante una crisis de proporciones descomunales que puede convertir la caricatura en un enredo siniestro

Booking.com

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído