“La consulta [en Cataluña] es contraria a la Constitución y no puede celebrarse”

Mariano Rajoy: “Digo sí a dialogar con todo el mundo pero no a dividir España”

Sobre la economía: “2012 fue año de recortes; 2013 de reformas; 2014 será el año de la recuperación”

No vamos a desfallecer ahora que recogemos los frutos de tanto esfuerzo

Mariano Rajoy ha aprovechado este 27 de diciembre de 2013 la rueda de prensa del último Consejo de Ministros del año para hacer un balance de 2013 centrado en la recuperación de la situación económica.

El presidente del Gobierno ha hecho un reconocimiento expreso «a la actitud de todos los españoles en un año difícil» en el que, aseguró «se han comenzado a ver los resultados de tanto esfuerzo».

El presidente, con un discurso cercano al triunfalismo económico, se mostró convencido de que 2014 será «el año de la recuperación económica», mucho mejor que el que termina, en el que auguró que se generará más actividad y habrá al final menos parados.

En cualquier caso también admitió que ni él ni su Gobierno piensan relajarse:

«No vamos a desfallecer ahora que recogemos los frutos de tanto esfuerzo».

Sobre el desafío soberanista planteado en Cataluña por Artur Mas, Rajoy sentenció estar dispuesto a dialogar y hablar de todo con todo el mundo pero no a hacer lo que no puede hacer un presidente del Gobierno: discutir sobre la soberanía o unidad de España. Avanzó que eso ya lo sabe Mas.

TOREO A LOS PERIODISTAS

Sin límite en el número de preguntas y frente a unos periodistas, que no se identificaban antes de formular sus largas, reiterativas y confusas peroratas, Rajoy pareció sentirse cómodo y hasta sobrado.

Transmitía optimismo por todos lados y dio a entender cuál será la línea que seguirá en su campaña electoral, primero en las Europeas y más tarde en las Generales:

«Hoy puedo decir que 2014 será un año mucho mejor, con más actividad y más crecimiento de la economía».

Rajoy comenzó con un reconocimiento «expreso» a todos españoles por su «comprensión, sentido común, coraje y responsabilidad», pero no estuvo exento de autocrítica:

«No puedo ni mucho menos considerarme satisfecho con la situación».

Ha garantizado que el Ejecutivo perseverará en las reformas porque «queda mucho camino» y el Gobierno no va a desfallecer ahora que empieza a recoger los frutos de las reformas.

«Al Gobierno no le faltará el ánimo y estoy absolutamente convencido de que a los españoles tampoco».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído