El expresidente español ha observado en un peligroso silencio los ataques a la embajada de España en Caracas y las torturas hasta la muerte de un joven soldado

Las barrabasadas del régimen chavista para presumir de poder ante Zapatero

Las barrabasadas del régimen chavista para presumir de poder ante Zapatero
José Luis Rodríguez Zapatero y Nicolás Maduro PD

El régimen de Nicolás Maduro se siente fuerte. La visita de José Luis Rodríguez Zapatero ha sido una nueva bocanada de oxígeno para la dictadura chavista, que ha aprovechado la presencia del expresidente español para hacer una demostración de su poder, incluso en contra de la propia España. Así lo ha demostrado con el incremento de los ataques en contra de la Embajada del país ibérico en Caracas, siendo constantemente sometida a los cortes de luz voluntarios y al acoso por parte de los ‘escuadrones de la muerte’.

Sin embargo, José Luis Rodríguez Zapatero no ha realizado ninguna manifestación para garantizar el bienestar de la delegación diplomática de España. Un silencio que preocupa aún más cuando se ha conocido que, mientras se paseaba por las instituciones públicas y celebraba reuniones con figuras denunciadas por violar los Derechos Humanos, dentro de las prisiones del chavismo se torturó hasta la muerte al Cabo Primero (C/1) Wilfredo José Heredia Rodríguez.

Se trata de un oficial de tan solo 20 años que fue detenido por la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim) el pasado 26 de diciembre en Puerto Ordaz, estado Bolívar. La directora del Instituto Casla y especialista en Derechos Humanos, Tamara Sujú, denunció el caso y afirmó que el joven fue torturado tras el levantamiento a través del que se hicieron con armas militares para emprender un posible levantamiento contra el régimen de Nicolás Maduro.

Al expresidente español parece que tampoco le preocupa que el régimen chavista pusiera un grupo de vehículos que forman parte de un sistema de misiles antiaéreos de fabricación rusa, Buk M2E, dentro de la base aérea de La Carlota, en la Gran Caracas. Lo que supone un gran peligro para la población civil que se encuentra en la ciudad. Una actividad militar que fue alertada por el consultor en comunicaciones, Federico Black.

El sistema Buk M2E, también conocido como “9k37” o “SA-17 Grizzly”, es capaz de disparar misiles tierra-aire con la finalidad de derribar misiles de crucero, bombas inteligentes y aeronaves, tripuladas o no tripuladas. En este sentido, se podría entender que la maniobra buscaría impedir un ataque militar por parte de Estados Unidos o de otra potencia extranjera.

Las polémicas medidas del régimen chavista no parecen casuales. Más aún cuando, en los días previos a su viaje a Caracas, José Luis Rodríguez Zapatero hizo una ronda en los medios de comunicación de España para intentar blanquear al régimen de Nicolás Maduro. Una actitud que, sumado al ‘caso Ábalos’, ha llevado a que Estados Unidos se esté planteando la implementación de sanciones internacionales contra el expresidente de España.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído