Un informe de la Universidad de Oviedo y el análisis de Juan Ramón Rallo dejan ver la lapidaria conclusión

Un informe ‘descuartiza’ al Gobierno Sánchez – Iglesias: más de 13.000 muertos por priorizar el 8M y retrasar el confinamiento

"Los casos de coronavirus en España se pudieron haber reducido en un 62% si el confinamiento se hubiese decretado el 7 de marzo"

Un informe 'descuartiza' al Gobierno Sánchez - Iglesias: más de 13.000 muertos por priorizar el 8M y retrasar el confinamiento
Pablo Iglesias y Pedro Sánchez.

Un informe de FEDEA, elaborado por investigadores de la Universidad de Oviedo, ha puesto negro sobre blanco en que las consecuencias del sectarismo político del Gobierno socialcomunista se ha pagado con la salud de los españoles.

Así lo ha dejado saber el estudio, los casos de coronavirus en España se pudieron haber reducido en un 62% si el confinamiento se hubiese decretado el 7 de marzo, en lugar del 14, como en realidad lo hizo el duo mortal Sánchez – Iglesias, que prefirieron priorizar las concentraciones del 8M por todo el territorio nacional antes que la prevención de la pandemia.

«Nuestras simulaciones ponen también de manifiesto que se hubiera podido ahorrar un numero aun mayor de contagios y, por consiguiente de fallecimientos, si las medidas de control asociadas a la declaración de alarma se hubiesen puesto en marcha con sólo una semana de antelación. El número de casos confirmados hubiera pasado a 47 mil, menos de la mitad los confirmados a fecha de 4 de abril de 2020″, destaca el estudio realizado por Luis Orea e Inmaculada Álvarez, recordando que para esta fecha los casos reales eran de 126 mil.

Para llegar a esta conclusión se han servido de un modelo econométrico partiendo de “la evolución del número acumulado de contagios por coronavirus utilizando datos diarios a nivel provincial desde el inicio de la epidemia hasta el 4 de abril».

Con esto, el estudio confirma la relevancia de la medida del confinamiento, y no dudan en aclarar que «ha sido una herramienta efectiva para contener el brote de Covid-19 en España».

«En ausencia de estado de alarma, el número de casos confirmados en la España peninsular hubiera aumentado de 126.000 a 617.000 a fecha de 4 de abril de 2020», sostiene el estudio y de esto va a tirar mucho Sánchez, así se lo aconsejara Ivan Redondo.

Pero el estudio hace énfasis en que «hubo una falta de previsión por parte del Gobierno ya que no supo anticipar el desarrollo real del coronavirus en España» y no hay que ser ningún experto para conocer las terribles consecuencias de no tomar las medidas a tiempo.

Teniendo esto claro, el estudio ni siquiera entra a valorar las vidas que se hubiesen salvado si esto hubiese ocurrido, pues reconocen que si los hospitales no hubieran colapsado la historia fuese otra.

El análisis de Rallo

El que si entra de lleno a hablar de los decesos a causa del sectarismo socialcomunista es el economista Juan Ramón Rallo, que utilizó su canal de YouTube para hablar de los resultados del estudio y además utilizar las mismas técnicas, pero tomando en cuenta los contagiados y fallecidos a fecha del 15 de abril, para mostrar de forma certera el número de fallecidos producto de la obsesión por la propaganda de Pedro Sánchez y de su Gobierno.

Rallo destaca varios escenarios, pero desde Periodista Digital vamos a transmitir el intermedio, ¿cuántas personas se hubiesen salvado de la pandemia del coronavirus si se hubiese aplicado el confinamiento el 7 de marzo?

El economista destaca que el numero de contagiados a 15 de abril, si el confinamiento domiciliario se hubiese decretado el 7 de marzo, «oscilaría entre 56.000 contagiados y casi 67.000 contagiados, frente a los 177.000 contagiados registrados» a día de ayer, es decir 110.000 contagios menos.

En este sentido, pasa a explicar la cifra de las víctimas fatales por el retraso del confinamiento. Cuando el número de contagiados estaba por los 64.000, el número de personas fallecidas era de 4.858, una diferencia abismal respecto de los 18.579 muertos confirmados a fecha del 15 de abril. A partir de allí, la conclusión es lapidaria si el Gobierno hubiese tomado las medidas de confinamiento una semana antes y se hubiese olvidado del 8M se hubiesen salvado 13.721 vidas.

Esto, partiendo de la base de que ya de por sí el confinamiento es una medida de urgencia, pues también se sabe qué hubiese ocurrido en caso de haber aplicado la fórmula de los tests masivos, como en Corea del Sur o Alemania, la realidad sería otra. No solo se hubiesen salvado miles de vidas sino que también se hubiese evitado la paralización de la economía, pero eso ya sería pedir demasiado.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Jesús Mitchelle Torres

Licenciado en ciencias fiscales (ENAHP – IUT), especialista en auditoría de Estado (Universidad Simón Bolívar) y magíster en gerencia pública (IESA) con siete años de experiencia como auditor de Estado en Venezuela.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído