Las protestas contra el PSOE y Podemos siguen creciendo en toda España ante la indignación de los ciudadanos por los errores y mentiras de Sánchez y su equipo

Ábalos recibe el ‘jarabe democrático’ del escrache y Adriana Lastra se coge una rabieta colosal

El ministro de Transporte recibió una manifestación a la puerta de su vivienda por la nefasta gestión sanitaria del Gobierno ante la pandemia del COVID-19

Los escraches son el jarabe democrático de los de abajo”….

Así lo defendía Pablo Iglesias cuando organizaban protestas para sabotear los actos y los eventos del PP. Ahora, con la vicepresidencia en sus manos, rodea su vivienda con coches de la Guardia Civil para evitar probar de ese ‘jarabe’ que le genera alergia.

José Luis Ábalos no tuvo la misma suerte. El ministro de Transporte probó un escrache en su propia vivienda, donde un grupo de ciudadanos acudieron para hacer una cacerolada y solicitar su dimisión junto al resto del Gobierno de Pedro Sánchez.

La situación está poniendo muy nervioso a los socialistas y comunistas, quienes se sentían cómodos en sus ‘castillos de cristal’ y no esperaba que fueran sus propios vecinos quienes le exigieran que dimitan de su cargo público.

Una nerviosa Adriana Lastra saltó en defensa de Ábalos. En las redes sociales compartió el vídeo del escrache y comentó: “Acosar e intimidar a los ministros de España y a sus familias es lo que algunos entienden por ‘libertad’”.

Sin embargo, las palabras de la vicesecretaria General del PSOE generaron más burlas, ya que sólo eran una decena de personas que pacíficamente mostraban su desacuerdo con la gestión del ministro de Transporte y el resto de sus ‘camaradas’.

 

¿Intolerancia al ‘jarabe’?

Al listado de políticos nerviosos por la dosis de ‘jarabe democrático’ se sumó el portavoz de Unidas Podemos, Pablo Echenique.

A través de las redes sociales, el podemita comenzó atacando a los manifestantes que, en el uso de su derecho democrático, criticaron a Ábalos.

“Como veo que hay erratas en algunos titulares: Escrache: Concentración de gente humilde a la que le han quitado la casa y dejado en la ruina una panda de ladrones de cuello blanco. Lo de anoche: Concentración de pijos pudientes y maleducados y algún que otro simpático neonazi”, indicó.

Aún alterado, quizá por temer ser el próximo en sufrir un escrache, el portavoz volvió al ataque:

“Todo mi apoyo al Ministro @abalosmeco. Una cosa es el derecho de manifestación y otra muy distinta es que fakeperiodistas de ultraderecha manden a pijos maleducados y agresivos a intimidar y acosar a tu esposa y a tu hija. Lo que no entiendo es por qué no actúan las autoridades”.

Irónicamente, ahora los representantes de Podemos están demandando la protección de la Policía Nacional y la Guardia Civil, cuando fueron quienes se alegraban cuando algún oficial era golpeado por los manifestantes de extrema izquierda. Algo que, como quedó grabado, “emocionaba” al propio Pablo Iglesias.

«Tengo que reconocer que me ha emocionado, porque a pesar de que se la estaban jugando, creo que expresaba una rabia que está creciendo», alegaba en 2012 el secretario general de Podemos en ‘La Tuerka’ para justificar la agresión a los agentes de la autoridad.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

José Antonio Puglisi

Periodista italovenezolano especializado en economía y periodismo de investigación.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído