Una pregunta parlamentaria del Grupo Popular destapa la nueva trola de la banda de La Moncloa

El Gobierno Sánchez, pillado en otra mentira: la UE apostó por la distancia social en febrero y no tras el 8-M

El Gobierno Sánchez, pillado en otra mentira: la UE apostó por la distancia social en febrero y no tras el 8-M

Una detrás de otra. El Gobierno de Pedro Sánchez encadena trolas como churros y así tiene imposible escurrir el bulto.

El Ejecutivo se ha acostumbrado peligrosamente a mentir en sede parlamentaria y, si bien las palabras se las puede llevar el viento (o ser borradas del Diario de Sesiones como suele hacer Meritxell Batet cuando a ella le conviene), lo escrito, escrito queda y más en una respuesta a la pregunta de unos diputados.

A la cuestión de los miembros del Grupo Popular en el Congreso de los Diputados Marta González Vázquez, Luis Santamaría Ruiz y Carlos Rojas García sobre el coronavirus y las medidas implementadas por el Ejecutivo, una de las respuestas del Gobierno ha provocado que quedé en evidencia una gran mentira.

Y es que aseverar por escrito que:

Cuando el Centro Europeo para la Prevención y el Control de la Enfermedades propuso medidas de distanciamiento social, el pasado 12 de marzo de 2020, España ya las había implantado.

Es poco menos que tomarle la coleta no solo a esos políticos, sino al conjunto de la ciudadanía española y también a esa institución comunitaria.

Tal es el calibre de la falsedad escrita por el Gobierno de Pedro Sánchez que hay un documento, fechado el 10 de febrero de 2020, que deja en ridículo al inquilino de La Moncloa.

Se trata de un texto titulado como ‘Pautas para el uso de medidas no farmacéuticas para retrasar y mitigar el impacto del Covid-19‘ y que dejaban bien a las claras que una de las primeras acciones para prevenir los contagios era el de manter una distancia entre personas.

Y entre las diferentes recomendaciones se daban las siguientes:

  1. Durante la fase de mitigación, las cancelaciones de reuniones masivas antes del pico de epidemias o pandemias pueden reducir la transmisión del virus.
  2. La cancelación de reuniones masivas en la UE puede justificarse en casos excepcionales, por ejemplo, grandes conferencias con un número significativo de participantes en un área altamente afectada.
  3. Las reuniones masivas aumentan el número de contactos cercanos entre personas durante largos periodos. Por tanto, pueden conducir a la introducción del virus y a la propagación
  4. Las medidas para reducir el riesgo que representan las reuniones masivas incluyen medidas de distanciamiento interpersonal para evitar el hacinamiento y medidas organizativas, como su cancelación, aplazamiento o reorganización.

¿Y cuál fue la decisión del Gobierno de Pedro Sánchez? Simplemente la pasividad y la callada por respuesta.

Se permitió la celebración del masivo y concurrido 8-M, a pesar de que posteriormente la ministra de Igualdad, Irene Montero, reconocería pocas horas después a una periodista de ETB, en un ‘off the record’ filtrado, que hubo menos afluencia por el temor al coronavirus.

Es más, tan al tanto estaba el Ejecutivo socialcomunista que, en cambio, sí que impidió la celebración de un congreso evangélico que iba a tener mucho después de 8-M, lo que demuestra que sabía la que se le avecinaba a España.

Pero aún así no ha tenido el menor empacho en mentirle a los tres diputados del Grupo Popular o, mejor dicho, en intentar colarles un bulo, porque a buen seguro que no se habrán conformado con la respuesta dada.

 

 

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Juan Velarde

Delegado de la filial de Periodista Digital en el Archipiélago, Canarias8. Actualmente es redactor en Madrid en Periodista Digital.

Lo más leído