LA DESMEMORIA SELECTIVA DE LA PAREJA DE PABLO IGLESIAS

El vídeo que deja en bolas a Irene Montero tras intimar con Ana Patricia Botín en la ‘performance’ de Pedro Sánchez

La hoy ministra de Igualdad en octubre de 2019: "Lo peligroso es cuando hay un presidente del Gobierno que quiere escuchar más a Ana Patricia Botín que a los ciudadanos españoles en las urnas"

El vídeo que deja en bolas a Irene Montero tras intimar con Ana Patricia Botín en la 'performance' de Pedro Sánchez
Irene Montero, en la imagen superior, rajando de Ana Patricia Botín con la que departió 11 meses después.

Reza el clásico que quien tiene boca, se equivoca.

El problema es que un representante político, en este caso política, Irene Montero, cumple a la perfección todas las condiciones del manual podemita, decir hoy una cosa que difiere diametralmente de la dicha hace un año.

La cuestión es bien sencilla. La hoy ministra de Igualdad, en octubre de 2019, afirmaba taxativamente en el programa ‘laSexta Noche‘, en entrevista que le realizaba Iñaki López, que había que poner en solfa a un presidente del Gobierno que insistiese en hablar con personas del estilo de Ana Patricia Botín, presidenta del Banco Santander.

La entonces integrante de la lista de Unidas Podemos a las elecciones generales del 10 de noviembre de 2019 decía esto en el programa del segundo canal de Atresmedia:

Lo anormal, en democracia, es que haya una formación política a la que se le diga: ¡Oiga, si ustedes, señores ciudadanos y ciudadanas españolas, quieren votar a esa fuerza política, que sepan que no puede llegar al Gobierno porque a la CEOE o a Patricia Botín no le parece bien. Eso es lo anormal en democracia.

El presentador trataba de sacar del error a Montero:

Patricia Botín o la CEOE pueden expresar su opinión. Creo que el veto, como tal, no existe. Los ciudadanos pueden votar y pueden entregar mayoritariamente la confianza a Unidas Podemos.

Irene Montero, a pesar de conceder la posibilidad de poder opinar a los poderes económicos, siguió en sus trece:

¡Faltaría más. Lo peligroso es cuando hay un presidente del Gobierno que quiere escuchar más a Ana Patricia Botín que a los ciudadanos españoles en las urnas. Creo que la responsabilidad de un representante público es escuchar primero a la gente, que tiene muchos menos mecanismos para defenderse y para expresar su opinión que Ana Patricia Botín o la CEOE. Los representantes públicos, siempre con el débil, porque los fuertes tienen muchos mecanismos para votar 365 días al año.

El problema para Irene Montero es que el 31 de agosto de 2020 asistió al acto titulado ‘España Puede’, la nueva ‘performance’ de Pedro Sánchez en la que reunió a gran parte de su Gobierno socialcomunista con lo más granado del IBEX-35 y del tejido empresarial español.

¿Y saben con quién fue retratada Irene Montero? Efectivamente, con Ana Patricia Botín, otra contradicción más de una representante caviar del ‘gobierno de la gente’.

 

Sánchez pide unidad ante los empresarios y presume de su plan de recuperación

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Juan Velarde

Delegado de la filial de Periodista Digital en el Archipiélago, Canarias8. Actualmente es redactor en Madrid en Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído