El jefe de Estudios de la Estación Naval de A Graña, en Ferrol

El Gobierno PSOE-Podemos cesa a un alto cargo de la Armada por hablar de «rojos» en una nota

Margarita Robles destituye al jefe de Estudios de la Estación Naval de Ferrol por difundir una "efeméride no pertinente" que mencionaba el hundimiento de un submarino de la "escuadra roja"

El Gobierno PSOE-Podemos cesa a un alto cargo de la Armada por hablar de "rojos" en una nota
Carteles propagandísticos de la Guerra Civil española. PD

Poco tiempo después de convertirse en presidente del Gobierno, empujado por los atentados terroristas islámicos en los trenes de Madrid, el socialista Zapatero alardeó de «rojo».

Y no lo hizo en cualquier sitio. El entonces líder del PSOE eligió en 2005 la revista femenina Marie Claire, que narraba el viaje del jefe del Ejecutivo y su equipo a Nueva York para asistir al 60 aniversario de Naciones Unidas, para subrayar que le gustaba definirse como «rojo»:

«¡Es que soy rojo!… No me siento incómodo sino todo contrario».

No hablemos, por su escasa relevancia, de todos esos periodistas y presentadores ‘progres’ que reivindican sus programas como propios de ‘rojos y maricones’.

Tampoco de ministros de Podemos, incluido su jefe Pablo Iglesias, que usan como camiseta la bandera republicana, exhiben hoz y martillo y hasta alaban a Stalin o cualquier torturador chavista.

Pues todos esos, incluyendo a profetas de la memoria Histórica como Carmen Calvo, se ponen de los nervios y te llevan hasta el juzgado,  a ti o cualquiera que no sea de su cuerda, si usas el apelativo que tanto les gusta y del que se enorgullecen desde García Fereras en La Sexta a Zapatero en un avión, pasando por Monedero, Calvo o Montero.

El término ‘rojos’, que ha perdurado en el tiempo, se acuñó en los inicios de la Guerra Civil de 1936-39, como una forma de asimilar a comunistas, anarquistas y leales al Gobierno de la República con las fuerzas bolcheviques que habían triunfado en Rusia dos décadas antes, algo que muchos de ellos veían con agrado.

El Gobierno PSOE-Podemos ha comunicado este 2 de enero de 2021 la destitución del jefe de Estudios de la Estación Naval de A Graña, en Ferrol, con la excusa de que es el responsable de la publicación de una «efeméride no pertinente», relacionada con la Guerra Civil.

Y que por ello,’el trabajador’, también subdirector del recinto, «será cesado de su cargo».

«El citado militar es responsable de la redacción y publicación de la orden diaria».

El diputado del BNG Néstor Rego ha denunciado este sábado lo que consideró «un acto profranquista» en las dependencias de la Armada en A Graña.

¿Y qué aparecía en la nota? Pues una imagen de un documento del centro militar, que cita en sus «efemérides» del 1 de enero, el hundimiento de un submarino de la «escuadra roja C-5» en 1937.

En el documento, se relata que la embarcación, «en los primeros días de enero» de aquel año, en plena Guerra Civil, desapareció «con toda su dotación» en un suceso «mandado por el heroico teniente de navío José Lara».

El documento difundido por el diputado lleva el membrete de la subdirección de la Estación Naval ferrolana, uno de los mayores centros formativos de la Armada.

 

Te puede interesar

OFERTAS PLATA

¡¡¡ DESCUENTOS ENTRE EL 21 Y EL 40% !!!

Te ofrecemos un amplio catálogo de ofertas, actualizadas diariamente

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído