LA MINISTRA DE IGUALDAD NO DIRÁ NADA ESTA VEZ

El agente de la UIP pateado por los ‘haselianos’ es una mujer policía, pero Irene Montero calla como una p…uerta

La noche del miércoles 17 de febrero de 2021 fue especialmente peligrosa en el centro de Madrid, porque los violentos de la izquierda radical salieron a quemar la ciudad.

Todavía dirá algún ultra energúmeno pagado por todos en TVE que fue la Policía la que provocó los incidentes, pero lo cierto es que doce agentes de antidisturbios fueron rodeados en el desarrollo de la noche, como parte de una emboscada bien elaborada. De todo el grupo, una mujer fue la peor parada, lo explica a la perfección Alfonso Egea en OkDiario:

Primero fue pateada por un encapuchado y tras hacerle perder el equilibrio recibió una lluvia de golpes en el suelo. Se recupera de las contusiones mientras sus compañeros denuncian que la estrategia policial contra este tipo de violencia es insuficiente.

Se trata ni más ni menos que la oficial al mando de ese grupo atacado, y por eso es la que trataba de vigilar la retaguardia poniendo a salvo a sus agentes. Quienes la conocen hablan de ella como «una gran policía, de las que sale a ayudar al ciudadano». De hecho ingresó en el cuerpo en 2007 y antes de llegar a la Unidad de Prevención y Reacción estuvo destinada en Seguridad Ciudadana y Policía Judicial. Con apenas 40 años es una mujer policía que entrega su cuerpo y alma a su oficio y a su vocación.

Circula por internet un vídeo sobre este asalto, en el que se puede apreciar a la perfección lo agónico de la situación y la violencia descomunal ejercida por los ultras.

Una emboscada ‘profesional’

El propio Alfonso Egea explica a la perfección cómo fue elaborada esta emboscada:

Nada más arrancar el vídeo se ve como un tipo encapuchado amaga con atacar a los compañeros, lo que provoca el desplazamiento del grupo, siempre juntos, hacia la acera contraria y pasa justo lo que tratamos de evitar: uno de los agentes se queda rezagado, sólo un poco, pero lo suficiente como para que el personaje encapuchado le lance una patada que le impacta en la espalda y casi le hace caer al suelo.

 

El grupo de policías vuelve a juntarse, pero ya son decenas de violentos quienes les rodean y se escucha claramente como uno de ellos grita “a por ellos” y el resto obedece arrojando todo tipo de objetos. De repente se ve volando hacia el grupo de agentes un monopatín eléctrico.

Si espera a que la ministra de Igualdad condene los hechos…

¡Espere sentado! Conviene recordar en este punto que la ministra de Igualdad solo saca la cara por las mujeres si son de izquierdas, o por lo menos, seguro que no lo hace si son de derechas o policías, que para ellos es lo mismo. Irene Montero opinará que la culpa de todos los disturbios vividos en las calles la tiene la propia Policía, y de paso respalda a su compañero Echenique y sus comentarios vomitivos alentando a estos violentos.

No es de extrañar, porque la ministra publicó un mensaje muy claro al respecto:

Así compara la podemita al delincuente Pablo Hasel con la sufragista Emmeline Pankhurst, mostrando su idea de despenalizar lo que califican como «delitos de opinión».

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído