SOLO HASTA ABRIL DE 2021 EL EJECUTIVO SE HA DEJADO CERCA DE 52 MILLONES DE EUROS EN ASESORES Y ALTOS CARGOS

El Gobierno PSOE-Podemos ya es el más derrochador de la Historia de España

Pedro Sánchez pulveriza al manirroto José Luis Rodríguez Zapatero a la hora de trufar la Administración con un ejército de ayudantes puestos a dedo

El Gobierno PSOE-Podemos ya es el más derrochador de la Historia de España
Sánchez y su gurú Redondo han disparado sin tino el gasto en asesores y altos cargos en el Gobierno de España.

Como decía el mayordomo de Tenn, el algodón no engaña.

Es pasar ese suave apósito por encima del Gobierno de coalición PSOE-Unidas Podemos para que los españoles se lleven las manos a la cabeza ante el auténtico despilfarro que se está llevando a cabo.

Cierto es que tampoco debería de sorprender este dato porque desde que Pedro Sánchez accedió a La Moncloa, el gasto en asesores y en altos cargos se ha disparado de manera descontrolada.

Un pormenorizado análisis que lleva este 20 de junio de 2021 el diario El Mundo pone contra las cuerdas al gabinete socialcomunista al comparar el gasto que en ese capítulo lleva el Ejecutivo de Sánchez hasta el mes de abril de 2021 en relación al primer cuatrimeste de legislaturas anteriores.

Lo primero que destaca a ojos de todos aquellos que observen el gráfico es que el Gobierno socialcomunista se ha ido superando a sí mismo.

Mariano Rajoy, en el año 2018, había tenido un gasto de 40,8 millones de euros hasta abril entre asesores (13,7) y altos cargos (27,1).

Tras la moción de censura el 1 de junio de 2018, Sánchez no ha tenido empacho alguno en tirar de lo que él entiende que es pólvora ajena, el dinero de todos los españoles, para contratar sin freno a personal de confianza y colaboradores varios.

Tanto es así que los cuatro primeros meses de 2019, 2020 y 2021, su Ejecutivo ha ido rompiendo récords de derroche con desembolsos de 45, 47 y 51,9 millones de euros respectivamente.

Llama la atención que además en los dos últimos ejercicios, 2020 y 2021, se haya elevado el gasto en la contratación de asesores y altos cargos cuando ya España estaba afectada por la pandemia del coronavirus y las necesidades económicas no eran, precisamente, la de enchufar a amiguetes en la Administración.

PULVERIZANDO AL MANIRROTO ZAPATERO

Obviamente, solo un socialista podía superar en este capítulo del derroche a otro de su misma condición ideológica.

Y es que muchas veces se empeñan en coincidir las pésimas situaciones económicas con dirigentes que tienen por costumbre ser unos manirrotos de mucho ciudado.

Porque hasta la llegada de Pedro Sánchez al poder, España tuvo que sufrir la gestión de un José Luis Rodríguez Zapatero quien, empeñado hasta la extenuación en negar la crisis económica, dejó buenos agujeros económicos con su tropa de asesores y altos cargos.

Tanto fue así que en 2008, cuando ya se atisbaban las primeras señales de alarma de una crisis mundial, Zapatero gastó en cuatro meses 44,3 millones en ese personal de confianza, cifra que se elevó en los dos siguientes ejercicios de 2009 y 2010 en 46,9 y 46,8 millones, respectivamente.

Solo la etapa de Mariano Rajoy (2012-2018) supuso un respiro y el gasto en esos colabadores del Gobierno se mantuvo estable entre los 38-40 millones al término del mes de abril.

LA COALICIÓN OBLIGA A DISPARAR EL GASTO

Prácticamente hasta un niño de Primaria sabría dar con la clave de por qué se ha elevado el gasto en asesores y altos cargos.

Desde luego no hace falta ir a la Sorbona para dictaminar que el Gobierno de coalición entre PSOE y Unidas Podemos iba a ser una invitación a asaltar las arcas públicas.

Con una media de 13 ministerios durante los Ejecutivos de Mariano Rajoy, a Pedro Sánchez y a Pablo Iglesias se les planteaba un serio problema, en especial al primero.

Y es que los morados querían no menos de cinco carteras y eso obligó a desgajar en dos ciertos ministerios o crear nuevos para que pudieran tener cabida los Alberto Garzón, Irene Montero, Yolanda Díaz o Manuel Castells.

Así las cosas, Igualdad paso a tener su propia cartera, Consumo se desligó de Sanidad, Trabajo y Seguridad Social pasaron de ser uno a dos ministerios y Universidades dejó a un lado las Ciencias para ser también cartera propia.

Pero el gran boquete está en la cifra de los ayudantes que trabajan directamente para Pedro Sánchez e Iván Redondo.

De los prácticamente 1.000 asesores que tiene el Gobierno socialcomunista, la mitad están a cargo del presidente del Gobierno y de su gurú de confianza, concretamente 492.

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Juan Velarde

Delegado de la filial de Periodista Digital en el Archipiélago, Canarias8. Actualmente es redactor en Madrid en Periodista Digital.

Lo más leído