EL PRESIDENTE DEL GOBIERNO SE PASA POR EL ARCO DEL TRIUNFO AL CONSEJO DE TRANSPARENCIA Y DE BUEN GOBIERNO

Las opacas vacaciones de Pedro Sánchez: Moncloa rehúsa informar sobre los lugares de asueto del presidente

El jefe del Ejecutivo socialcomunista mangonea la agenda oficial de la Casa Real para adelantar al 3 de agosto de 2021 el habitual despacho con el monarca

Las opacas vacaciones de Pedro Sánchez: Moncloa rehúsa informar sobre los lugares de asueto del presidente
Pedro Sánchez durante sus vacaciones estivales.

Presume de ser el rey de la transparencia.

Pero no, desde luego, en lo que toca a sus vacaciones.

Pedro Sánchez ha demostrado en los cuatro veranos en los que ha ejercido como presidente de Gobierno (2018-2021) que prefiere dar los menores datos posibles sobre los lugares de descanso escogidos así como los familiares y amistades que le acompañan.

El jefe del Ejecutivo socialcomunista se escuda en razones de seguridad para no tener que aportar informaciones sobre el particular, aunque el Consejo de Transparencia y Buen Gobierno tiene una visión diametralmente opuesta.

Sin ir más lejos, en el verano de 2019, cuando entonces Sánchez estaba en funciones después de las elecciones del 28 de abril de ese año y no haber conseguido la investidura en julio, el socialista se fue a Doñana en compañía de su familia y de varias amistades.

Pues bien, el presidente se negó a dar publicidad a ese episodio, a pesar de lo que dictan sus propias normas:

Entendemos que conocer las fechas de ocupación por el Presidente del Gobierno en funciones y familia y acompañantes privados, es de indudable interés público y obedece a los principios en los que se basa la Ley de Transparencia, Acceso a la Información Pública y Buen Gobierno y a la finalidad para la que la misma ha sido adoptada, someter a escrutinio la acción de los responsables públicos, conocer cómo se toman las decisiones y cómo se manejan los fondos públicos, así como bajo qué criterios actúan nuestras instituciones y que con su conocimiento no se vulnera ninguno de los bienes e intereses jurídicos que son objeto de protección.

Y este 2021 no va a cambiar la cosa.

Por fuentes internas de La Moncloa se sabe que nada más despachar con el Rey Felipe VI el 3 de agosto de 2021, Sánchez iniciará su período de asueto hasta la vuelta a Madrid el 24 de agosto de 2021.

En teoría volverá a repetir en La Mareta, en Lanzarote, y en Doñana, en el Palacio de Las Marismillas. Pero no hay (ni habrá) confirmación oficial y mucho menos sobre el séquito que le acompañará en esos desplazamientos.

Incluso para que al presidente no le interrumpan sus vacaciones, ha conseguido trastocar la agenda de la Casa Real y trasladar de mediados de agosto a primeros de mes su despacho con el monarca español, una cita que tenía como marco el Palacio de Marivent, en Palma de Mallorca.

LAS EXCEPCIONES DEL REY FELIPE VI E ISABEL DÍAZ AYUSO

Afortunadamente no todos los representantes institucionales y políticos tienen el rostro de hormigón armado que se gasta Pedro Sánchez en lo relacionado con las vacaciones.

El rey Felipe VI, pese a sus vacaciones ‘agosteñas’, siempre tiene una agenda oficial que cumple con escrupulosa disciplina suiza.

Eduardo García Vega, consultor político y profesor en la Universidad Camilo José Cela, asegura en el diario La Razón sobre las vacaciones del monarca español que:

Aunque el suyo no sea un cargo político, sí que es institucional. Él, todos los años disfruta de días de vacaciones, pero organiza su agenda con cuestiones de trabajo. Por ejemplo, el año pasado, en plena pandemia redujo sus días de ocio y se centró en el trabajo y las visitas a diferentes puntos de España. Es más, canceló el viaje privado que siempre hace con su familia. Él es un ejemplo positivo y que la gente entiende. La sociedad no se irrita con que los políticos tengan vacaciones, sino que sientan que no trabajas.

Y también ensalza actitudes como la demostrada en 2019 por la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, que prefirió no coger vacaciones alegando que estaba recién llegada al cargo y que no tenía sentido ausentarse nada más tomar posesión.

Subraya que ese tipo de conductas contrasta, por ejemplo, con la indolencia de un Pedro Sánchez que en agosto de 2020, con la segunda ola del Covid-19 atacando de lo lindo, optó por desconectarse de la realidad:

Lo que hizo Isabel Díaz Ayuso contrasta con lo que Sánchez hizo en 2020 cuando, en plena pandemia, estuvo tres semanas fuera. Creo que fue exagerado ya que, además, la situación era mucho peor que la actual.

Reprimenda de Rocío Monasterio al resto de partidos: "Solo les importa irse de vacaciones con la paga extra"

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Juan Velarde

Delegado de la filial de Periodista Digital en el Archipiélago, Canarias8. Actualmente es redactor en Madrid en Periodista Digital.

Lo más leído