EL MINISTRO DE TRANSPORTES TIENE UN CACAO MENTAL CONSIDERABLE

¿Qué desayuna Óscar Puente? Intenta relacionar feminismo con movilidad y el ridículo es sideral

"¿Quién se mueve en las ciudades de forma sana, sostenible y segura? Las mujeres"

Va a dar momentos de gloria a los medios de comunicación.

Y también a quienes pasan parte del tiempo en pensar qué memes pueden hacer.

Óscar Puente, nuevo ministro de Transportes, lleva una racha ‘fenomenal’.

Primero fue meter la gamba al reconocer que la amnistía se pactó porque no había otra manera de que Pedro Sánchez lograse la investidura.

Luego fue relacionar esa medida a los golpistas con aquellas parejas que se tienen que casar de penalti.

Y ahora llega el exalcalde socialista de Valladolid a marcarse un discurso sobre la movilidad y, aprovechando el día internacional contra la violencia de género, buscarle un encaje, una óptica feminista.

¿Resultado? Un esperpento del que el propio Puente tuvo más de un problema para poder salir airoso del mismo y la consecuencia final, un ridículo sideral.

El mensajito del político del PSOE no tiene desperdicio:

El Ministerio de Transportes es una plataforma también para abordar este problema y para eso hemos tenido que aplicar el poder transformador que tiene un Ministerio como es el de Transportes para convertir la infraestructuras en un vector de Igualdad, aplicando políticas universales que lleguen a las personas con mayor dificultad para acceder a las oportunidades en nuestro país. Y cuando hablamos de movilidad sostenible, pensemos que la movilidad sostenible, sana y segura es, fundamentalmente, una movilidad femenina.

Es un discurso que yo, que soy un convencido de la movilidad sostenible, he hecho en infinidad de foros en los que abordamos esta materia. ¿Quién se mueve en las ciudades de forma sana, sostenible y segura? Las mujeres, los niños. ¿Pero pensamos en ellas cuando hacemos políticas urbanísticas? No. Estamos pensando en hombres blancos de más de 40 años. Y por ello pensamos en el coche, no en el transporte público. O en andar o en la bicicleta, donde son las mujeres las que principalmente se mueven.

Por tanto, miremos más al sector femenino de nuestra sociedad para diseñar nuestras ciudades porque haremos unas ciudades mucho más humanas, ciudades en las que moverse sea un derecho fundamental que alcance a todas las capas de la sociedad, comenzando por quienes más lo necesitan.

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Los vídeos más vistos

Lo más leído